¿Qué es la salud digital y qué beneficios tiene?

La telemedicina y todas las herramientas de comunicación y monitorización de la salud aportan múltiples beneficios al sistema y a los pacientes ya que evita desplazamientos innecesarios y permite el control de pacientes crónicos

Dr. Eduardo Junco


Colabora desde hace más de 20 años en la revista ¡HOLA! con artículos de divulgación y actualidad​ médica. ​En esta pequeña sección encontrarás información sobre todos los temas que afectan a nuestra salud y bienestar diarios​. Y todo ello contado con un estilo ameno, didáctico y profesional.​

El concepto de salud digital combina la incorporación de tecnologías de la información y de la comunicación con productos y servicios de atención médica y sanitaria. Se podría interpretar como el medio que ha permitido monitorizar a los pacientes a distancia, sin entrar en contacto con ellos y evitando así desplazamientos y traslados causados por dependencia o incapacidad del paciente o por causa del aumento de riesgo de diseminación de enfermedades infecciosas. Estas actuaciones han sido muy positivas durante la pandemia COVID-19, pues los casos menos graves han podido permanecer en sus domicilios controlados online por su médico, en lugar de ir a los hospitales, y reservar, así, las camas hospitalarias para los casos más graves.

A consecuencia de esta epidemia, un gran número de países ha estimulado el desarrollo de la telemedicina, las consultas virtuales, la aplicación de algoritmos, el auto-diagnóstico tutelado, la monitorización de parámetros relacionados con la salud, y ha aumentado el uso de drones y de robots.

- Leer también: Coronavirus: cómo puede ayudar la telemedicina a evitar el colapso

Telemedicina

Telemedicina significa medicina a distancia mediante recursos tecnológicos, los cuales facilitan, acercan y optimizan la atención y la relación del médico con el paciente. Es una práctica médica interactiva que utiliza equipos de telecomunicación, TV, audios, vídeos, ordenadores, internet, teléfonos móviles, sensores, dispositivos portátiles, aplicaciones móviles de salud, registros electrónicos y robots. La telemedicina actúa en beneficio de los pacientes al prestar servicios médicos a distancia, poniendo en contacto en tiempo real al paciente con su médico. Lo hace a través de las siguientes funciones:

  • Monitorización de pacientes a distancia. Facilita controlar a distancia a pacientes mayores con enfermedades crónicas con dispositivos que facilitan datos analíticos, presión arterial y otras constantes vitales.
  • Almacenamiento y envío. Remisión de datos clínicos almacenados en centros especializados para su interpretación.
  • Comunicación en tiempo real. A través de videoconferencias el contacto con su médico, tanto verbal como de imagen, es inmediato y directo.

- Leer también: ¿Son fiables los 'wearables' de salud?

Los beneficios de la telemedicinaVER GALERÍA

 

Plataformas digitales de asistencia sanitaria 

Recientemente se han empezado a desarrollar plataformas tecnológicas de asistencia sanitaria y de atención domiciliaria, para acercar a través de las nuevas tecnologías a los hospitales y los médicos con sus pacientes.

Los programas de ordenador, los sms, los email, los WhatsApp, los pequeños mecanismos y las técnicas de control y de tratamiento que se pueden realizar a distancia son cada día más frecuentes. Su éxito radica en la comodidad para el médico y para el paciente representa el seguimiento y el control de su enfermedad a distancia, sin abandonar el domicilio.

Orientadas especialmente a la prevención y al control de patologías crónicas, consiguen mejorar la calidad de vida de los pacientes, evitando ingresos hospitalarios y largos desplazamientos fuera de sus domicilios.

Estas plataformas ofrecen múltiples posibilidades para el seguimiento, la evolución y el control de los tratamientos a través de teleconsultas por videoconferencia, calendario de autocuidados, control de determinaciones médicas y biomédicas, dietas, ejercicios y rehabilitación de los pacientes.

Los pacientes así atendidos pueden acceder a la plataforma a través de diferentes dispositivos, ordenador, teléfonos móviles, tabletas y muchos otros medios de telecomunicación, lo que les dará mayor agilidad y posibilidades de relación directa con los profesionales sanitarios.

- Leer también: Controlar la diabetes con tecnología

Beneficios de la aplicación de salud digital

  • Facilita los diagnósticos y tratamientos a distancia de forma más rápida y eficaz.
  • Sirve para superar el aislamiento, las barreras geográficas y la difícil accesibilidad.
  • Mejora el confort del paciente y ahorra desplazamientos.
  • Evita traslados y facilita la continuidad y el seguimiento.
  • En situaciones de sobrecarga, evita el colapso de los sistemas sanitarios.
  • Ahorra tiempo y costes.

Más sobre:

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie