Mascotas que no están a gusto con niños

Razas de perros que pueden ser un problema si hay niños en casa

Puede ser por el tamaño del animal, el tipo de carácter o simplemente porque sus dueños no pueden responder a su alta demanda.

by Laura Bech

Cuando pensamos en una mascota solemos hacerlo con la idea de sumar un integrante más a la familia, pensamos en lo mejor para todos y en que será una forma de aumentar los momentos de alegría y diversión. La elección de una raza determinada, mas allá del gusto particular por esa especie, ayuda a tomar la decisión más acertada. No existe una raza que esté contraindicada para estar con niños, hasta los perros más peligrosos pueden ser excelentes compañeros para tus hijos. Pero sí puede haber algunos impedimentos que te hagan reconsiderar la elección. 

El espacio del que dispongas, el tiempo que puedas dedicarle y el dinero que debas invertir en la mascota para que esté correctamente cuidada, son factores que deberías tener en cuenta al momento de elegir un animal de compañía. Cuando en la casa hay niños o está dentro de tus planes tenerlos, los perros pueden sentir celos, miedo a perder su espacio, ansiedad y recelo, por eso conviene que encuentres la raza que mejor se adapta a tu familia y a tu estilo de vida. 

Leer más: Razas de perro a las que no debes cortar el pelo

Por su gran tamaño

Los perros grandes suelen presentar algún peligro mientras los niños son pequeños porque no controlan bien su tamaño y sus movimientos. Si tu hijo es bebé, está aprendiendo a caminar o pesa menos que el perro, un empujón del animal puede causarle desde un susto grande hasta alguna lesión. 

Los Bullmastiffs, los Chow chow y los San Bernardo pertenecen a estas razas de perros adorables por su pelaje y su carácter, pero que su torpeza los convierte en un riesgo potencial para los niños. 

Al perro salchicha le ocurre lo contrario, su pequeño tamaño hace que desarrolle una actitud defensiva para protegerse de posibles ataques. Los niños pequeños suelen ser bruscos en sus juegos porque aún no controlan sus habilidades motoras, esto podría genera malestar en el animal y una conducta defensiva inapropiada. 

Mascotas que no están a gusto con niños VER GALERÍA

Por su carácter

Razas como el Malamute de Alaska, el Rottweiler, el English Toy Spaniel o el Bulldog Francés tienen un carácter celoso y suelen ser poco sociables. Podrían sentirse invadidos ante la presencia de un niño pequeño en lo que consideran su espacio vital. Pese a que con el entrenamiento revierte este rasgo, ten en cuenta que si recibes visitas, especialmente de otros niños, este aspecto de su carácter volverá a aflorar. 

Son perros que necesitan de un dueño que imponga las normas con firmeza, si esto no ocurre podría volverse agresivo para tratar de imponerse y dominar la situación. La mayoría de los perros reciben a los nuevos integrantes de la familia con alegría y suelen ser protectores y guardianes, sin embargo, cada raza tiene una predisposición natural que podría hacer que cierto animal en particular no se sienta a gusto en un entorno infantil.

Leer más: Ocho razas de perro pequeño que destacan por su buen carácter

Por sus necesidades fisiológicas

El Skye Terrier, el Pastor Australiano y el Husky Siberiano son perros con una alta dosis de energía que necesitan gastar a diario. Tener una mascota así implica que lo saques a dar largos paseos, lo entrenes y hasta practiques deporte con él. En este caso es una cuestión de conocer con anterioridad el tiempo que debes dedicarle a tu perro. Si crees que puedes compatibilizar el tiempo que demandan tus hijos con el que te pedirá tu perro, adelante. 

Los Dálmatas son perros que necesitan mucha presencia física de sus dueños, si esto no ocurre pueden desarrollar conductas negativas como morder, romper objetos o rascar los muebles de la casa.

Por el coste de mantenimiento

Algunas razas son más costosas de mantener que otras según la salud, el seguro y las necesidades básicas que necesitan a lo largo de su vida. El Gran Danés es un animal costoso de mantener por la cantidad diaria de alimento que necesita. Al ser un animal tan grande todos sus complementos lo son, por lo que debes pensar que requiere de un espacio amplio en el que no solo pueda jugar sino que también quepan todos sus accesorios. Además es una raza que suele presentar patologías como la dilatación gástrica que, llegado el momento y según cada caso, requiere de cirugía. 

Con el Bulldog Inglés y el Terranova ocurre algo similar, a lo largo de su vida suelen presentar algunos problemas de salud  que requieren de tratamientos y cirugías costosas.

Leer más: Razas de perro que soportarán mejor el encierro en casa

Más sobre:

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie