superfecundacion

¿Es posible el embarazo de mellizos de dos padres distintos?

Se denomina superfecundación heteropaternal y es un fenómeno muy raro. Consiste en la fertilización de dos o más óvulos en el mismo ciclo menstrual y que provienen de espermatozoides de hombres distintos, por lo que ha habido varias relaciones sexuales. Puede dar lugar a mellizos que comparten espacio, pero no son genéticamente iguales

by Nuria Safont

El caso de la mujer china que ha dado a luz a mellizos de padres distintos nos ha sorprendido a todos. Incluso la propia comunidad médica se ha extrañado, puesto que para que esto ocurra, se tienen que dar una serie de circunstancias (o más bien de casualidades) que no suelen ocurrir. De hecho, es un verdadero desafío a la naturaleza. Hablamos con la doctora Sofía Fournier, ginecóloga en el Hospital Universitario Quirón Dexeus, para que nos explique a qué se debe este fenómeno y si es común verlo en los servicios de maternidad de los hospitales.

- Relacionado: ¿Puedo quedarme embarazada de forma natural y por reproducción asistida al mismo tiempo?

Embarazo de dos hombres distintos

El término médico utilizado para estos casos es el de superfecundación heteropaternal y, como la palabra indica, se producen varias fecundaciones al mismo tiempo y de progenitores diferentes. Tal como nos señala la doctora Sofía Fournier, “se trata de un caso extremadamente raro cuya incidencia es muy baja”. De hecho, se estima que solo se produce en un caso de 13.000 fecundaciones.

"Es algo que difícilmente veremos", asegura el doctor Luis Grimalt, de la Unidad de Reproducción del Hospital Vithas Nisa Rey Don Jaime de Castellón. En general, "la mujer libera un solo óvulo para ser fecundado en un ciclo. Por tanto, el hecho de que libere dos y que sean fecundados por espermatozoides de distintos varones es extremadamente extraño", continúa el especialista, que además es director del Instituto Grimalt para el tratamiento de la infertilidad. 

Una vez fecundados, y si la vida sigue su curso, se desarrollarán dos hermanos que compartirán el mismo espacio en el mismo tiempo. Dichos hermanos “serán genéticamente distintos. Es decir, uno podrá tener una malformación y otro no, uno puede sufrir retraso en el crecimiento, mientras que su hermano puede no padecerlo". Incluso pueden ser de distinto sexo o raza. En definitiva, "cada uno de los mellizos será un ser único y tendrá sus individualidades”, añade la doctora Sofía Fournier.

Durante el embarazo y cuando nacen no es posible saber si son hijos de padres distintos. "Solo una prueba de ADN puede corroborarlo", asegura el doctor Luis Grimalt. 

- Relacionado: Embarazo: ¿qué hay de cierto en estos mitos?

Mellizos, no gemelos

De este tipo de situaciones no podrían nacer gemelos, ya que la diferencia entre estos y los mellizos es que en los primeros solo se ha fecundado un óvulo que posteriormente se divide. “Los mellizos (70% de los embarazos dobles) son dos hermanos que comparten un espacio, es decir, provienen de dos óvulos y dos espermatozoides diferentes. Por tanto, pueden ser del mismo sexo o de diferente sexo, pero no son genéticamente idénticos. Los gemelos (30%) provienen de un mismo óvulo y un mismo espermatozoide, y en función del día de división del óvulo fecundado pueden compartir diferentes estructuras (placenta, bolsa de líquido amniótico). Al provenir del mismo óvulo y el mismo espermatozoide, son genéticamente iguales, es decir, son los gemelos 'idénticos'.

En general, "los embarazos de gemelos idénticos son de más riesgo que los de mellizos, por el hecho de compartir estructuras como la placenta. Estos embarazos deben controlarse cada 15 días en una Unidad de Alto Riesgo Obstétrico, los de mellizos más o menos una vez al mes”, explica Sofía Fournier en el libro ‘100 preguntas sobre el embarazo’. 

- Relacionado: Gestación múltiple: así sabrás si estás embarazada de gemelos o mellizos

Un fenómeno que sí se da en otros mamíferos

La superfecundación heteropaternal sí se da en otras especies. De hecho, se puede dar en animales domésticos como los gatos y los perros. En estos casos, la hembra es fecundada por distintos machos durante el mismo periodo de ovulación. A pesar de que, como decíamos, se puede dar en gatos y perros, es más frecuente que se ocurra en los felinos, debido a sus hábitos reproductivos. 

- Relacionado: Cómo saber si mi gata está en celo

Más sobre: