Migrañas

Así debes cuidar tu alimentación si padeces migrañas

Si prestamos atención a aquello que comemos, podemos ayudar a mantener los dolores de cabeza lo más alejados posible de nuestra vida.

by Cristina Soria

Si padeces migrañas, seguramente sepas que mantener un estilo de vida saludable y respetar los horarios de comida y de sueño son dos elementos fundamentales para tenerlas bajo control. Pero hay un tercer elemento que tenemos no podemos descuidar, nuestra alimentación. Y es que lo que comemos parece estar, en un número elevado de casos, estrechamente relacionado con determinados dolores de cabeza.

Cuidado con las aminas

Las aminas (histaminas, tiraminas…) son unas sustancias presentes en muchos alimentos y que, por distintos factores, algunas personas no eliminan eficazmente. Entonces se acumulan en sangre y producen dolor de cabeza. Si tienes tendencia a padecer migraña, intenta evitar alimentos que contienen esta sustancia en exceso: el pescado azul, las conservas, el marisco, los quesos curados, embutidos como el chorizo y el salchichón, el chocolate y los frutos secos.

Leer: Esto es lo que tienes que comer para dormir mejor

Adiós al azúcar

El azúcar blanco es dañino para todas las personas pero, además, puede tener una relación directa con los dolores de cabeza. Es uno de los alimentos que más favorece la vasodilatación de las arterias cerebrales, por lo que se asocia a la aparición de migrañas y cefaleas. 

Y a los edulcorantes

Lamentamos decirte que no son una alternativa al azúcar. El uso de edulcorantes está muy relacionado con la aparición de migrañas, especialmente los que contienen aspartano. Este edulcorante es uno de los más utilizados por las industria alimentaria y presente en mucha bebida light.

Leer: ¿Cómo saber si es solo dolor de cabeza o algo más grave?

Lácteos con moderación

Por norma general, los adultos no digerimos bien los lácteos porque carecemos de la enzima específica para hacerlo. Si además tenemos tendencia a las migrañas, lo lácteos fermentados, como los quesos, deberíamos evitarlos porque contienen gran cantidad de tiraminas que, como hemos dicho antes, tienen un efecto vasodilatador que provoca dolores de cabeza.

Migraña: Lácteos con moderaciónVER GALERÍA

Opta por lo integral

Sustituir las harinas refinadas por harinas integrales es muy importante para nuestro bienestar, incluyendo los dolores de cabeza. Las harinas integrales mantienen más cantidad de vitaminas, minerales y fibra que las refinadas. Estos elementos favorecen una absorción lenta de nutrientes, evitando así los picos de glucosa en sangre.

Huye de los aditivos

Especialmente del glutamato monosódico, que se utiliza para potenciar el sabor de los alimentos, especialmente en la comida oriental y en alimentos ultraprocesados como fiambres, comida precocinada, condimentos y salsas. Si queremos mejorar los problemas de dolores de cabeza hay que reducir su consumo al mínimo.

Leer: Dolor de cabeza: ¿cuándo es necesario acudir al médico?

¿Y el café?

Esta en una de las preguntas que más se hacen las personas que padecen migrañas y no quieren renunciar al café. En principio, tomado con moderación, no debería influir en la aparición de dolores de cabeza. Ahora, si una persona está acostumbrada a tomarlo a diario y deja de hacerlo de manera brusca tiene casi asegurada la cefalea. Y es que al desaparecer el efecto vasoconstrictor del café, los vasos sanguíneos se relajarán pudiendo provocar dolores de cabeza. El té verde o el té blanco son alternativas al café igual de estimulantes pero más saludables.

Y qué debo tomar

Opta por una alimentación sana en la que predominen las proteínas vegetales como las legumbres, los vegetales de hoja verde, y las frutas; cocina de forma saludable, evitando los fritos; bebe mucha agua, es muy importante mantener nuestro organismo bien hidratado para evitar espasmos en las arterias del cerebro; Y, muy importante, intenta seguir un horario regular de comidas sin saltarte ninguna.

Más sobre:

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie