Alimento del mes: el caqui o palosanto

by hola.com

Originario de Asia, el caqui es el fruto de un árbol de la familia de las Ebanáceas. Es una baya comestible, con sabor dulce y carnosa que podemos encontrarla en diferentes colores y tamaños. Seguro que lo has comido en más de una ocasión, pero ¿conoces sus propiedades?

Al ser tan dulce, su contenido en hidratos de carbono es bastante alto y, por lo tanto, muy calórico; siendo por ello muy recomendable en caso de practicar ejercicio ya que, además, son azúcares fácilmente asimilables y por lo tanto obtendremos energía rápidamente. En el caso de los diabéticos o personas obesas, deben hacer un consumo controlado de esta fruta.

Por otro lado, su contenido en grasas y proteínas es muy bajo, pero sí que destaca en el aporte de minerales como el potasio; convirtiéndolo en un excelente diurético y perfecto para personas con hipertensión. Además, destaca su aporte en vitaminas, gracias a las cuales el caqui nos previene de resfriados y gripes y nos ayuda a mantener una piel luminosa y saludable, consiguiendo que las mucosas mantengan su función protectora.

  • Vitamina A. 100 g de caqui aporta una tercera parte de la vitamina A que se recomienda al día. Se considera una fruta ideal para personas con mayores necesidades de esta vitamina como las que beben o fuman, embarazadas, lactantes, personas que abusan de medicamentos o deportistas que necesiten una buena agudeza visual.
  • Vitamina C y E. Además de considerarse antioxidantes, estas vitaminas tienen multitud de propiedades tanto a nivel cardiovascular como a nivel estructural.

Pero es preferible que este fruto esté ya maduro, ya que si no es muy astringente por su alto contenido en taninos. Esto lo convierte en no tan ideal para personas con el estomago sensible, por ejemplo.

Por último, destacar su gran poder antioxidante ayudándonos a prevenir el envejecimiento celular y las enfermedades degenerativas, no solo por su alto aporte en vitaminas como la C y la E; sino también por su contenido en unas sustancias llamadas flavonoides, en concreto, el licopeno -un compuesto que se encuentra en algunos alimentos vegetales y es el responsable del color rojo de estos, como por ejemplo el tomate-. Pero es que además, se le atribuye efectos saludables como la disminución del colesterol y su importancia en la prevención de cánceres como el de pulmón, próstata, estómago, cuello del útero y de vejiga.

¿Necesitas más razones para incluir el caqui en tu dieta?

Más sobre: