diy-taburete-madera-transferencias

DIY

Decora un taburete de madera con la técnica de las transferencias

¿Necesitas unos taburetes nuevos para la cocina? Hazte con una pareja de lo más original: unos troncos decorados con pintura y la técnica de las transferencias

Aprovechar el tiempo libre para llevar a cabo proyectos DIY es una gran idea. Y más si se trata de trabajos tan originales y decorativos como el que te traemos hoy: decorar unos taburetes de madera con la técnica de la transferencia de imágenes.

Lee: Crea tu propio perchero de madera para un recibidor al más puro estilo 'raw'

Consiste, tal y como indica su nombre, en transferir dibujos, fotografías o estampados a un soporte determinado mediante diferentes productos. En este caso se va a utilizar un rotulador especial para transferencias.

Un proyecto a tu alcance

Decorar tus propios taburetes es un trabajo sencillo que podrás hacer sin ayuda, aunque no seas un experto en manualidades. Comienza por buscar los taburetes estilo tronco que vas a decorar. Los encuentras en tiendas de decoración especializadas (puedes comprarlos online). Un consejo: acierta con la altura. Si tienes una barra de cocina, los taburetes tendrán que medir entre 65 y 70 cm de alto para que resulten cómodos. Por el contrario, si se trata de una mesa estándar, elígelos de 45 cm de alto aproximadamente.

Lee: Renueva las sillas de tu cocina

Materiales: pintura chalk paint de color blanco, fotocopias láser de los dibujos que quieras transferir (es importante que sean impresiones láser, con tóner), cinta de carrocero, barniz para madera incoloro de acabado mate.

Herramientas: rotulador para hacer transferencias, lápiz, brocha y metro.

Lee: Cómo crear tu propio espejo con molduras de madera

Personaliza con pintura

  • Comienza el trabajo pintando de color blanco la mitad, más o menos, del taburete. Para conseguir el mejor resultado mide con el metro la altura a la que quieres que llegue la zona pintada y pega la cinta de carrocero de forma que quede una línea recta. Presiona la cinta para que se adhiera completamente.

  • Pinta la mitad superior del taburete con pintura blanca hasta llegar a la cinta de carrocero. Trabaja despacio, escurriendo bien la brocha para evitar goterones. Deja secar y aplica una segunda mano de pintura.

  • Cuando se haya secado un poco retira la cinta de pintor con mucho cuidado. Si esperas demasiado para quitarla corres el riesgo de que la pintura se levante en alguna zona.

Lee: Dale una nueva vida a tus muebles antiguos con pintura

Como por arte de magia

Llega el momento de realizar la transferencia de imágenes, una técnica decorativa de lo más especial. Podrás “pasar” los diseños de un soporte a otro muy fácilmente.

  • Coloca una de las fotocopias láser sobre el taburete con la cara impresa hacia el soporte (la madera del taburete), y sujétalo con un trozo de cinta de carrocero para que no se mueva.
  • Pinta el dorso del dibujo con el rotulador de transferencia hasta cubrirlo por completo (aunque si el motivo es grande puedes ir trabajando por partes). No hace falta insistir, con una sola pasada es suficiente, y tampoco es necesario presionar demasiado con el rotulador. Este método funciona muy bien para transferir imágenes sobre materiales porosos: madera, tela, cerámica, cartón, etc.

Lee: ¡Manos a la obra! 5 ideas para renovar la decoración de tu casa

¿Un truco? Frotar sin parar

  • Ahora, antes de que se seque el rotulador, ve presionando con un palo de madera sobre el papel (el mango de la brocha puede servirte) para asegurarte de que el dibujo se transfiere perfectamente. Frota en todos los sentidos, y lograrás mayor intensidad en el color. Como tienes la fotocopia fija con un trozo de cinta, puedes ir levantando ligeramente el papel para ver cómo va quedando. Ten en cuenta que cuanto más frotes sobre el dibujo, mejor será el resultado. Un consejo: no esperes una impresión exacta. Se trata de transferencia de imágenes y los colores y las líneas siempre serán más suaves.

  • Para terminar, retira la fotocopia y deja secar completamente.

  • Cuando hayas transferido todos los motivos y el taburete esté terminado, puedes proteger el resultado aplicando una mano de barniz incoloro mate para madera.

Lee: Reciclando sillas con un toque de color, ¿te atreves?

Más sobre

Read more