DECO PRÁCTICA

Cuarto de baño para dos: Ideas para una convivencia perfecta

Compartir el cuarto de baño puede ser algo difícil de llevar. Nuestras ideas te ayudarán a mantener la armonía familiar, ponlas en práctica.

Compartir no siempre es fácil y menos cuando se trata del cuarto de baño. Por este motivo, ponemos sobre la mesa todos esos aspectos que te ayudarán a crear un baño para dos perfecto y a la medida de cada uno, con espacio suficiente para coincidir por las mañanas (o por las noches) sin que ninguno entorpezca al otro y para que ambos lleguéis puntuales al trabajo. ¿Imposible? Nada lo es, si se emplea la lógica, se aprovechan bien los metros y se eligen los muebles y sanitarios adecuados.

Lee: No renuncies al diseño en el cuarto de baño

Juntos, pero no revueltos

Lo más importante en este tipo de baños es que ambos os encontréis cómodos. Por ello, es fundamental que cada uno tenga su propio espacio, su parcela privada con su lavamanos, su armario o cajones para guardar, su lavamanos y su repisa para sus cosas… Estos detalles (en posesivo) harán más fácil el uso compartido.

Lee: ¡Mira qué bonitos lavabos sobre encimera!

banosdos-1VER GALERÍA

El tamaño no tiene la última palabra

Ni la primera. Crear un cuarto de baño cómodo, para que pueda usarse a la vez, no es tanto cuestión de metros, evidentemente cuanto mayores sean sus dimensiones más sencillo resulta, sino de la distribución, la acertada elección de piezas que quieras incluir (sí o no al bidé, solo bañera, solo ducha…) y las necesidades que tengáis. A su lado, no olvides dejar despejada una amplia zona central y no recargues en exceso el ambiente, dos consejos válidos tenga los metros que tenga.

Lee: Mobiliario que se adapta a tu cuarto de baño

banosdos-4VER GALERÍA

En perfecta simetría

A la hora de diseñar el área de cortesía, puedes optar por crear una doble zona simétrica, es decir, exactamente iguales, que te permita usar el espacio de forma simultánea, sin estrecheces y sin molestaros el uno al otro. Puedes duplicar solo lo básico (lavamanos y grifería) o también el resto de piezas, como el mueble bajolavabo, el espejo o la luz. Piensa que en ‘hora punta’ el lavamanos doble es un bien muy preciado.

Lee: Ideas para dar un toque 'vintage' a tu cuarto de baño | Bañeras para olvidarse de todo

banosdos-9-VER GALERÍA

La otra opción es diseñar una zona común con un gran lavamanos, que posibilite el uso simultáneo, un espejo único y un mueble para guardar, en el que cada uno tenga una parte para colocar sus cosas. Esta opción es ideal para baños no muy grandes, debido a que no resta metros y no renuncia a la comodidad.

Lee: ¡Mira qué bonitos lavabos sobre encimera!

Otros aspectos prácticos

Delimitar el espacio de cada uno, mantener cierta privacidad y guardar el orden son tres de los aspectos esenciales a la hora de diseñar un baño compartido.

Aunque vayas a compartirlo, es importante que cada uno pueda disfrutar del baño a solas, ya que se trata de un área privada, por lo que la intimidad es parte innata en esta estancia. Por este motivo, lo mejor es independizar los sanitarios y, si se desea, la ducha y dejar abierto el resto. Otra buena opción es colocar un medio murete que haga de tabique, pero que mantenga la continuidad visual del espacio. Así, siempre tendrás la sensación de profundidad.

Lee: Novedades en inodoros: sostenibles y sofisticados

banosdos-10VER GALERÍA

Compartir baño y salir airoso es posible. Los detalles (pequeños y grandes) son los que te ayudarán a crear un espacio perfecto, funcional y estéticamente impecable.

Más sobre

Read more