Ryan Fisher, cuidador perros Lady Gaga
Conmovedor

El paseador de perros de Lady Gaga rompe el silencio: ‘Me estoy recuperando de una llamada muy cercana a la muerte’

Ryan Fisher fue víctima de un asalto con arma de fuego mientras mientras paseaba a los perros de la cantante

Desde la cama del hospital donde está ingresado, Ryan Fisher, el cuidador de los perros de  Lady Gaga  rompió el silencio y narró cómo fueron esos angustiantes momentos tras sufrir  el robo de las mascotas de la cantante y ser baleado con un arma de fuego  en Los Ángeles. El joven expresó su sentir a través de su cuenta de Instagram y destacó como Asia, el perrito bulldog francés que logró huir del asalto, estuvo a su lado, mientras él trataba de tranquilizarse y pedir ayuda a los servicios de emergencia.

Ryan Fisher, cuidador de perros de Lady Gaga©@valleyofthedogs
Ryan, de 39 años, fue baleado el pasado miércoles 24, cuando unos hombres le robaron a las mascotas de la cantante

“Hace cuatro días, un carro arrancó a toda velocidad y la sangre no paraba de fluir de mi herida de bala, un ángel trotó hacia mí y se sentó a mi lado. Mis gritos de pánico se calmaron cuando la miré, a pesar de que registré que la sangre que se acumulaba alrededor de su pequeño cuerpo era mía. Abracé a Asia lo mejor que pude, le agradecí por todas las increíbles aventuras que habíamos vivido juntos, me disculpé por no poder defender a sus hermanos y luego resolví que todavía trataría de salvarlos... y a mí mismo”, escribió el joven, en un mensaje dividido en dos partes.

Ryan Fisher, cuidador de perros de Lady Gaga©@valleyofthedogs
El paseador de perros compartió esos emotivos posts desde la cama de su hospital

“Con la esperanza de que mis súplicas por la urgencia de mi cuidado, así como las descripciones enfocadas de los perros, fueran suficientes para ayudarme y obtener la atención suficiente de la policía y de los medios para encontrar a los niños, miré hacia atrás a mi ángel de la guarda. Sonreí ante su forma temblorosa, agradecido de que al menos estuviera bien”, continuó Ryan en la primera parte de su texto, la cual estaba acompañado por una fotografía de él en cuidados intensivos. “A partir de ese momento, justo cuando los vecinos salían de sus casas y de los restaurantes hacia nosotros en la acera, la vida dio un giro muy repentino e inesperado”.

En la segunda parte del mensaje, Ryan publicó una imagen en la que se deja ver ya sin los aparatos y sondas de la unidad de cuidados intensivos. “Todavía me estoy recuperando de una llamada muy cercana a la muerte y me he mantenido (en su mayor parte, me refiero a que soy humano) al pendiente de la historia que han cubierto los medios de comunicación. Escribiré y les contaré más después, pero la gratitud por todo el amor que siento desde este planeta es inmensa e intensa. ¡Sentí su apoyo sanador! Gracias. Me siento honrado y agradecido de que la atención y el enfoque de la policía fueran suficientes para que Koji y Gustav volvieran a estar a salvo, y sé que están comprometidos a llevar a estos criminales y casi asesinos ante la justicia. Estoy muy agradecido por todo lo que continúan haciendo”.

Lady Gaga con maquillaje luminoso y peinado alto©GettyImages
Ryan agradeció a Lady Gaga por todo el apoyo en los últimos días

El paseador de mascotas agradeció a todos los que han estado al pendiente de su estado de salud, tanto a sus seres queridos, como a sus amigos y sus clientes, quienes no han dejado de darle ánimos para salir adelante. Fisher finalizó su mensaje con unas palabras de profundo agradecimiento a Stefani Joanne Angelina Germanotta, nombre real de Lady Gaga, por el apoyo que le ha brindado a él y a su familia.

“Y para Elisha, mi familia en Haüs y @ladygaga: tus bebés han vuelto y la familia está completa ... ¡lo logramos! Me has mostrado mucho apoyo a lo largo de toda esta crisis, tanto para mí como para mi familia. Pero tu apoyo como amigo, a pesar de tu propia pérdida traumática de sus hijos, fue inquebrantable. Te amo y gracias. ¿Y ahora? Todavía necesito de una gran recuperación, pero espero con ansias el futuro y el momento en que me bombardeen con besos y lamidos (¿y tal vez incluso pipí de emoción?) De Asia, Koji y Gustav”.