¿Cómo va Raúl de Molina con su propósito de perder peso?

Raúl de Molina está decidido a perder algunas libras a pesar de las tentaciones que se encuentra en el camino

Raúl de Molina es capaz de cumplir cualquier meta que se proponga. Con ello en mente, el conductor de El Gordo y la Flaca pensó en una resolución de inicio de año que repetiría en 2019. Luego de que el año pasado se motivara a perder peso, el amigo de Lily Estefan retomó aquel reto, con el que arrancó a partir del 10 de enero. Poco después de una semana de haber anunciado que cambiaría su estilo de vida por uno más saludable, ¿cómo va Raúl Molina con su propósito de perder cerca de 40 libras?

Raúl de MolinaVER GALERÍA


Raúl parece estar portándose bien en este reto que él mismo se impuso. “Lo que más quiero para este año nuevo es perder de peso. El año pasado lo logré, pero lo aumenté otra vez. Pero quisiera perder 40 libras (18 kg), esa es mi meta", dijo a finales de diciembre, decidido a alcanzar el mismo número en la báscula como lo hizo meses atrás. En la decisión de Molina está incluido un régimen de actividades físicas que le ayudarán a cumplir su objetivo. También quiero seguir haciendo ejercicio, porque, aunque sea gordo, siempre he sido de hacer ejercicio", agregó.

Notas relacionadas:

- ¿Qué es lo que une a Raúl de Molina y María Celeste Arrarás?

- ¡Sorpresa! Así reaccionó Raúl de Molina cuando lo mojaron en 'El Gordo y la Flaca'

Con ello en mente, el presentador incluso se ha detenido a pensar dos veces cuando se encuentra tentado por la comida. El domingo pasado, Raúl de Molina visitó a Clarissa Molina en el backstage de Mira Quién Baila All Stars. Además de animarla y darle algunos consejos sobre los pasos de baile -que ella prefirió no seguir-, el Gordo visitó la estación de comida que había cerca. Las cámaras de El Gordo y la Flaca lo captaron mirando el bufete, y tomando algo de uno de los platos. "Yo sólo me comí una pasa", dijo al ver la grabación junto a Lili Estefan y Clarissa Molina.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de ElGordoyLaFlaca (@elgordoylaflaca) el

Además, después de enterarse de que el presidente Donald Trump recibió a los Clemson Tigers, campeones de la NCAA, con pizzas, hamburguesas y papas fritas, por motivos del cierre del gobierno, el presentador hizo algo similar con el staff del programa de Univision. Sobre el tema, Raúl opinó: "Si yo voy a tener una comida en mi casa, hago tremenda comida si invito a alguien". En broma, agregó: "Lili decidió hacer lo mismo que Donald Trump", dijo sobre la mesa llena de comida rápida que tenían en el estudio. "Esto lo compramos aquí para que vean que no sólo lo puede hacer Donald Trump", agregó mientras repartía comida a los miembros del staff.

Raúl de Molina y Lili EstefanVER GALERÍA

Convencido de lograr su meta

A principio de año, en el primer programa de El Gordo y la Flaca de 2019, el presentador repitió ante los televidentes su promesa de perder peso. "Lo que quiero y espero es que pueda perder como el año pasado algunas libritas, pero que no las aumente después", expresó aunque Lili no parecía convencida de sus palabras diciendo que eso ya era un tema viejo.

Sin hacer caso al comentario de la Falca, Raúl agregó: "A partir del 10 de enero, voy a comenzar a perder peso aquí, frente a los ojos de ustedes. Se los prometo. Voy a perder un mínimo de 30 libras y un máximo de 40", dijo con firmeza. Además, confirmó que no utilizaría ningún método milagroso ni cirugías para alcanzar su objetivo.  "Voy a perder las libras haciendo ejercicio. Creo que me voy a demorar dos o tres meses, pero lo voy a hacer. El hecho es que ojalá después no recupere el peso", dijo sonriente.

Raúl de MolinaVER GALERÍA

More about