San Valentín: besos en rojo

Es el color del día. Te damos las claves para unos labios de impacto en el Día de los Enamorados

No hay color que levante más pasiones que el rojo. Y en San Valentín, es el color del día, no hay duda. Nosotros hemos querido rendirle nuestro pequeño homenaje animándote a que hoy, que además es viernes, tiñas tus labios de carmín bermellón, uno de los colores protagonistas en los looks de pasarela. Pero eso sí, vamos a darte también unas pistas, con la ayuda de Mónica Roldán, maquilladora de la firma By Terry, para que saques partido a este color. Ya sólo te quedará ¡besar!

El rojo de labios es, no hay duda, el tono del glamour, pero ¿hay algún truco para sacarle partido?
Sí, todas debemos tener un labial rojo en nuestro neceser y buscar el escenario o el momento perfecto para utilizarlo. El rojo da seguridad, presencia, elegancia y debe mantenerse intacto el máximo tiempo posible para conseguirlo yo utilizo siempre el mismo truco. Aplicamos la barra y secamos los labios con un pañuelo de papel. A continuación volvemos a aplicarla y secamos de nuevo el exceso de hidratación y volvemos aplicar el labial por tercera y última vez. De esta forma conseguimos eliminar la humedad del labio y mantener sobre él mayor cantidad de pigmento.

¿Debemos elegir diferentes tonalidades de rojo en función del matiz de nuestra piel?
Absolutamente sí. El rojo tiene muchos matices y puede tender a rojo sangre, ciruela, anaranjado… Debemos tener en cuenta no sólo nuestro tono de piel, sino también el del labio para saber qué matiz se adecua mejor a nosotras. Si generalizamos, podemos decir que los tonos rojizos que tienden a ciruela o colores más oscuros suelen sentar mejor a las pieles más morenas mientras que los rojos que tienden a rosa o naranja encajan mejor con las pieles más claras. Sí es cierto que sí existe un rojo universal que sienta bien a todo tipo de pieles y ese es el llamado 'rojo Valentino'.

¿Apuesta por el acabado brillo o mate?
Ambos, dependiendo de lo que se traduzca en un maquillaje adecuado para cada persona. Aunque si me tengo que decantar por uno, elijo mate, suele ser más favorecedor.

¿Qué papel juega el perfilador?
El perfilador juega tres papeles fundamentales. En primer lugar, lo utilizamos para realzar el labio, nivelarlo y cercar la zona que vamos a rellenar con el labial. Muy importante siempre que en este caso el perfilador sea del color exacto a la barra de labios que vamos a utilizar. En segundo lugar, el perfilador se puede utilizar como lápiz de labios en sustitución del labial. Y en tercer lugar, si lo aplicamos en toda la superficie del labio y a continuación aplicamos el labial, el perfilador actuará como base de permanencia para alargar la duración de la barra.

Más sobre