Cómo sacar el máximo partido a su perfume

Su duración, cómo conservarlo mejor, dónde aplicarlo... le damos las claves para sacar el mayor partido a su aroma favorito

Le vamos a desvelar algunos trucos sobre el mundo de los aromas que seguro que le resultan de lo más útiles, para disfrutar al máximo de sus fragancias favoritas. ¿Se anima a descubrirlos?

  • Un mismo perfume evoluciona de diferente manera en cada persona. Si la piel es grasa, se mantiene más tiempo que si la piel es seca, debido a que el grado de hidratación retiene el aroma. Además, el pH de la piel también influye.
  • El mejor momento para elegir un perfume es la mañana, cuando la piel está fresca y limpia. Y los mejores lugares para aplicarlo son las muñecas, el cuello o el interior de los codos, zonas donde la temperatura corporal es más alta y el perfume se evapora más lentamente.
  • No es conveniente probarse más de tres perfumes, pues el olfato no es capaz de distinguir todas sus notas cuando se pasa de ese número. Y si no, ¿no ha tenido alguna vez la sensación de mareo después de oler varios perfumes seguidos? Ese trabajo, ¡déjeselo a los perfumistas!
  • Pruebe el aroma directamente sobre su piel y no sobre un papel. Espere unos minutos después de aplicarlo para descubrir sus notas, pues si sólo se fía del comienzo, se limitará a las notas de salida del mismo. El mítico nariz Jean Paul Guerlain ya advierte de la importancia de probar los aromas con tranquilidad.
  • El perfume es un reflejo de la personalidad, por lo que debe responder a ésta y no a las modas. Puede elegir entre una de las muchas familias de aromas que existen: florales, frutales, amaderados, especiados, orientales... (Más curiosidades en la página 2).

Más sobre