Quema hasta 800 kcal en solo 3 minutos con el tratamiento de frío de las 'celebrities'

¿Te meterías en una cabina a -140ºC? Descubre todo lo que la crioterapia puede hacer por tu cuerpo y tu piel

¿Qué tienen en común Victoria Beckham, Jessica Biel, Cristiano Ronaldo o Hugh Jackman? Además de ser algunos de los rostros más exitoso y atractivos del panorama celebrity internacional, todos ellos comparten el mismo secreto de belleza: la crioterapia, un tratamiento que, gracias al frío, mejora la salud del organismo, el estado de la piel y es capaz de eliminar grasa como pocos. Si creías que saltar a la comba era la fórmula más rápida para consumir hasta 700 kcal en media hora, atenta porque entrar en una cabina a temperaturas polares lo supera: puedes quemar hasta 800 calorías en los 3 minutos que dura la sesión. Descubre todo lo que este tratamiento milenario puede aportar a tu cuerpo, tu piel y tu salud con sus innovaciones más punteras, recién llegadas a España.

LEE TAMBIÉN: Los tratamientos más completos con los que remodelar cada zona del cuerpo

Si no lo has hecho ya, el día de estrenar bikini está a la vuelta de la esquina y cualquier ayuda para hacerlo en la mejor forma es más que bienvenida. ¿Se te ocurre mejor momento para probar un tratamiento que quema calorías en tiempo récord a la vez que reafirma la piel y la rejuvenece desde la primera sesión? Estos son solo algunos de los beneficios de meterte, durante un máximo de 3 minutos, en una cabina de crioterapia ambientada a temperaturas que van desde los -110ºC hasta los 140ºC. "Cuando el cuerpo comienza a temblar a causa del frío, la acción de los músculos genera más calor e induce la liberación de una hormona llamada irisina. Esta hormona estimula la producción de calor de las células grasas almacenadas en el cuerpo, quemando más calorías", nos explican desde el centro Bex Clinic, que acaba de estrenar su Unidad de Crioterapia. Además, como el cuerpo intenta mantener su temperatura interior estable y envía la sangre a los órganos principales, se produce una vasoconstricción que sana los tejidos cutáneos y reafirma la piel, con un efecto de belleza inmediato. Focalizada en zonas concretas, otra vertiente de la crioterapia que utiliza hasta -162ºC, incluso se pueden mejorar problemas como los eczemas, la psoriasis, la dermatitis o la rosácea, así como reducir la celulitis o el volumen.

LEE TAMBIÉN: Anticelulitis, reductor, reafirmante... ¿qué cosmético necesitas realmente?

Pero no solo el exterior de tu cuerpo saldrá beneficiado si decides meterte en una cabina de crioterapia, las reacciones más positivas se dan en el interior. "Durante el proceso, la sangre se llena de oxígeno, nutrientes y enzimas curativas. Después de la sesión, los vasos sanguíneos se dilatan (vasodilatación) y la sangre enriquecida regresa a la piel y tejidos musculares. La sangre oxigenada circula y puede aumentar la producción de colágeno y liberar antiinflamatorios para ayudar, entre otros, a calmar el dolor, aliviar las articulaciones inflamadas y acelerar la curación de lesiones", explican estos expertos que también mencionan otros dos efectos que nos vendrán especialmente bien en estos tiempos. Por un lado, tu sistema inmunológico mejora gracias al incremento de los los leucocitos. "Según recientes estudios permite reducir la posibilidad de sufrir gripe hasta en un 30%", afirman. Por otro, mientras estás en el interior de la cabina, tu organismo libera endorfinas y otras hormonas relacionadas con la felicidad con el resultado de que te sentirás más contenta y menos estresada. ¿Te animas a probar los -140ºC? Solo son 3 minutos y, vistos los resultados, merece la pena.

Más sobre