tropicofc

Cuando el aguacate, la kombucha y otros superalimentos conquistaron la cosmética

Cinco ingredientes que han pasado de las dietas más saludables a los nuevos rituales de belleza

Cuidarse por dentro se refleja por fuera, y la ciencia así lo ha probado. Un reciente estudio concluía que las personas cuyo interior es más joven también lo parecen a ojos de los demás. Por eso, es comprensible que los ingredientes más saludables de nuestra alimentación tengan también un efecto positivo al emplearse desde el exterior, y que la industria cosmética quiera aprovechar los superalimentos en sus nuevos lanzamientos de cremas, sérums y mascarillas.

1. Aguacate

La fruta más popular de los últimos tiempos (especialmente en las redes sociales) tiene probados beneficios en la dieta, pero también para la belleza de la piel y el cabello. El aguacate es muy rico en vitaminas y en grasas omega, que son las responsables principales de sus beneficios cuando se come. Esas mismas grasas son las que se aprovechan en cremas hidratantes para el rostro, bálsamos de labios o aceites de ducha, como el nuevo aceite Tuberose de Sabon (18€). Y también en fórmulas que nutren en profundidad el cabello, como la línea Aura Botanica de Kérastase o el aceite reestructurante My Restructuring Fluid Potion Argan de My Organics (19€). Para amantes de la belleza Do It Yourself, el hueso del aguacate -y todos los antioxidantes que encierra- puede ser un acertado ingrediente en sus mascarillas y exfoliantes caseros.

2. Quinoa

Los pueblos de Perú, Bolivia y Ecuador, países de donde es originario este pseudocereal, conocen bien sus propiedades para prevenir el daño solar y atenuar las manchas, y elaboran desde hace siglos jabones y lociones con quinoa. Las firmas de belleza también quieren explotar esta capacidad para unificar el tono e iluminar, así como un poder antiinflamatorio que ha probado la ciencia. Productos como el concentrado nocturno Nightly Refining Micro-peel de Kiehl's (53€), las mascarillas faciales de la firma Quinoa Ecológico (c.p.v.) o la mascarilla restructurante para el cabello Young Again de Kevin Murphy (45€) incorporan quinoa en su formulación.

3. Té verde

"Una taza de té verde contiene más antioxidantes que cualquier fruta o vegetal", afirman desde Kosé para explicar por qué esta superbebida es uno de los ingredientes de su nueva línea antienvejecimiento Cell Radiance. Pero esta firma japonesa no es la única que ha incluido té verde en sus cosméticos antiedad. La línea Mandelac de Sesderma o el tratamiento Germinal nutrición celular intensiva son otras opciones para atenuar los signos del envejecimiento en el rostro gracias a este alimento.

4. Kombucha

El último té reclutado por la industria de la belleza es la kombucha, una bebida detox que potencia la formación de colágeno al consumirla. Pero, igual que el té verde, los beneficios antiedad de la kombucha también pueden disfrutarse con su aplicación tópica. Además de atenuar las arrugas, la kombucha es rica en vitamina C, que potencia la luminosidad, combate el daño de la polución e hidrata en profundidad, unas propiedades que la firma de cosmética natural Fresh no ha querido dejar escapar: acaban de lanzar el tratamiento Black Tea Kombucha Facial Treatment Essence (55€).

5. Algas

En uno de los alimentos que toman las personas más longevas del mundo, los habitantes de las Zonas Azules, y un ingrediente que va ganando popularidad, poco a poco, en la dieta occidental. Gracias a firmas pioneras como Biotherm y La Mer, las algas marinas -y todos sus beneficios antienvejecimiento, tonificantes y depurativos- hace tiempo que dejaron de disfrutarse solo a través de la alimentación. Pero la variedad de algas es tal, y con ello sus propiedades, que su éxito en cosmética es imparable: si hace unos meses L'Oréal Paris sumaba alga roja a su mascarilla exfoliante de la línea Arcillas Puras, ahora es Galénic quien confía en el alga de las nieves, "un activo de excepción", para crear el nuevo Sérum Ultraconcentrado de su línea antiedad Secret D' Excellence. Y todo apunta a que la lista seguirá extendiéndose, sobre todo de cara al verano, dado que ciertas algas también son un potente anticelulítico.

Más sobre

Read more