Cada vez que comes una crujiente manzana o bebes un jugo de naranja, tu cuerpo empieza a trabajar para procesar las sustancias nutritivas que acabas de ingerir. A este proceso se le conoce como metabolismo, y a través de él tu cuerpo recibe energía y el combustible que necesita para respirar, realizar el proceso de la digestión, fabricar masa muscular o hasta para tener una óptima circulación.

abdomen600VER GALERÍA

La Dra.Aliza Lifshitz explica en su portal Vida y Salud que el metabolismo basal es el consumo mínino de energía que requiere el cuerpo para vivir cuando está en reposo y es el responsable de que dos personas con actividades iguales no tengan el mismo peso. En tanto, indica que la tasa metabólica es la velocidad con la que el organismo quema las calorías. En otras palabras, si eres una mujer con metabolismo "rápido" no tendrás problemas de sobrepeso, mientras que si éste es "lento" se te será más difícil perder peso.

Para ayudarte a acelerar el metabolismo y así bajar de peso, la nutricionista costarricense Juliana Chacón te recomienda incluir dentro de tu dieta saludable los siguientes cinco alimentos por ser productos que contienen una importante cantidad de fibra y efecto término elevan la temperatura corporalque aligeran el proceso digestivo y la combustión de calorías..

1.Pimienta cayena: Esta la obtienes como resultado de la trituración del chile o ají, previamente secados. Es un alimento que posee una gran cantidad de capsaicina, la cual genera un efecto “quema calorías” al ser ingerida y por ende estimula la pérdida de peso. Dentro de sus propiedades se distingue la presencia de componentes laxantes como el magnesio, calcio y ácido cinámico que te ayudan a combatir el estreñimiento y distención abdominal. Puedes añadirla a las comidas o adicionada al té u otras bebidas.

2. Jengibre: Aunque se puede consumir tanto en preparaciones dulces como saladas, el té de jengibre es una forma muy popular de consumir esta raíz. Entre sus propiedades se distingue por su intervención en el aumento de los niveles de serotonina (un neurotransmisor que interviene en el control del apetito), por tanto el consumirlo te da una sensación de saciedad que evita que continúes comiendo.

"En el proceso digestivo estimula la producción de los jugos gástricos, fortalece los músculos del intestino y a su vez aumenta las contracciones musculares del estómago, lo que hace que los alimentos transiten por tu organismo con mayor facilidad. De esta manera, se reducen las molestias provocadas por la indigestión y además promueves la eliminación de desechos que evitan que aumentes de peso", menciona Chacón.

3. Canela: ¡Tan delicioso que es el arroz de leche con suficiente canela! Esta especia centenaria activa el metabolismo y reduce la ansiedad por consumir alimentos dulces. Promueve la eliminación del exceso de líquidos y grasas presentes en tu organismo y además es una reguladora por excelencia de los niveles de glucosa en la sangre (ocasionando una disminución de insulina en el sistema y por tanto que el cuerpo almacene menos grasa). Contiene propiedades termogénicas que promueven la pérdida de peso al incrementar la quema de grasa y antioxidantes que evitan que las grasas se oxiden.

jengibre600VER GALERÍA

4. Linaza: Estas pequeñas semillas contienen una gran cantidad de fibra, lo que provocan un efecto de saciedad. Además contienen antioxidantes y es una de las más importantes fuentes vegetales de ácidos grasos omega 3. Reduce los niveles de azúcar en sangre y acelera el metabolismo. Asociado a lo anterior, es preciso mencionar que las fibras solubles que componen este alimento, son ideales para reducir el colesterol en la sangre.

5. Kale o colifor rizada: Se trata de un vegetal de hojas de color verde intenso, que a primer vista parece ser una mezcla entre lechuga, acelga y brócoli.

"Es un alimento perteneciente a la familia de los coles. Actualmente representa un gran auge en dietas para bajar de peso, ya que su valor calórico es muy bajo (45 kcal por cada 100 gramos) y tiene un alto contenido proteico. Posee una gran cantidad de agua, fibra (lo que estimula la movilización y excreción de adiposidades y líquidos retenidos) y minerales como calcio, hierro, magnesio, potasio y zinc", afirma la Dra. Chacón.

Más sobre