• R de raíz. Cuidado con los peinados que tiran mucho del cabello como las rastas, las trencitas o incluso las coletas muy ajustadas: esa tracción, si es constante, puede acabar causando alopecia. Calvicie, vamos.
  • S de suciedad. El "efecto rebote" que se dice puede ocurrir cuando se lava el pelo graso con demasiado frecuencia es, sencillamente, ¡falso! No hay problema en lavarlo a diario si hace falta, pero en ese caso, es mejor usar un champú neutro.
  • T de tricología. Es la rama de la dermatología que se ocupa de forma específica del cabello y sus problemas. Por eso, en caso de trastornos graves del mismo, lo mejor es acudir a un tricólogo.
  • U de unísono, que es la forma en que no crece el cabello. Vamos, que cada uno sale a su propio ritmo, dependiendo del ciclo de crecimiento en que se encuentren. Por eso al lado de un pelo cano sale otro oscuro y viceversa.
  • V de vitaminas. De todas, la más importante para la salud del cabello es la vitamina B, presente por ejemplo en la levadura de cerveza.
  • W de weathering. Término sajón que explica el proceso de daños y envejecimiento que sufre el cabello a causa de agentes externos como los tintes, cepillados agresivos, coloración o permanentes, y que es más visible en las puntas que en la raíz.
  • XY es el cromosoma femenino, y responsable de que las mujeres no tengan los mismos problemas de alopecia que los hombres. De hecho, la caída femenina suele estar relacionada con dietas estrictas, situaciones de estrés o problemas hormonales, aunque es normal que con la edad disminuya la densidad capilar.
  • Y de yo - yó. Este tipo de dietas, por las que se pierde y gana peso con oscilaciones constantes, puede provocar caída del cabello, especialmente después de haber dietas muy drásticas de menos de 1.500 calorías diarias. Esa caída no se observa durante el periodo de régimen, sino pasado cierto tiempo.
  • Z de zincpiritione. Un activo anticaspa clásico, aunque ahora se combina con otros agentes. A la hora de acabar con este problema, lo más importante es ser constante.

Más sobre