El matrimonio de Kim Kardashian y Kanye West, en el punto de mira

Su alejamiento del foco mediático durante las últimas semanas ha levantado las sospechas acerca de una posible separación; sin embargo, personas del círculo de confianza de la socialité y el rapero se han encargado de asegurar lo contrario

Kim Kardashian ha moderado su excesiva exposición pública desde el asalto que sufrió en su residencia de París en octubre. Lo mismo ocurre con su marido, quien hace pocas semanas sufrió una crisis que culminó con su ingreso en una clínica psiquiátrica de Los Ángeles. Sin duda, uno de los peores momentos para uno de los matrimonios más famosos del panorama internacional y que han llevado a la opinión pública a sospechar que podrían estar al borde de la ruptura.

kimk1tVER GALERÍA

- ¿Qué les pasa a Kanye West y Kim Kardashian?

- Así ha celebrado el clan Kardashian el cumpleaños del pequeño Saint West en medio de la tormenta

Ambos se encuentran completamente alejados de la vida pública y su silencio en las redes sociales no ha hecho más que aumentar durante las últimas semanas la fuerza de estos rumores que finalmente han sido desmentidos por personas de su círculo de confianza. En concreto, por un allegado a Kanye West que no ha dudado en zanjar la polémica a través de unas declaraciones concedidas a la revista People.

En ellas, afirma que todo lo que se dice del rapero y su esposa en esta línea es falso: “Kim no tiene ninguna intención de divorciarse de Kanye. Ella me ha dicho que la versión de que planea dejarlo después del robo en París y de la hospitalización es falsa”, ha explicado.

kim-kardashian1tVER GALERÍA

Los rumores tomaron fuerza cuando, tras su internamiento hospitalario de varios días, Kanye no regresó a su casa tras ser dado de alta. Otra señal que el mismo amigo de la pareja ha explicado también. Según la fuente, el matrimonio West-Kardashian habría tomado esta decisión por el bien de sus hijos: el rapero debía continuar recibiendo atención médica en casa y prefirieron mantener a sus dos pequeños -Saint y North, de 1 y 3 años de edad respectivamente- alejados de esta situación. “Kanye no está en casa con Kim y los niños. Él está recibiendo atención ambulatoria en otro lugar con un equipo médico, pero ella continúa siendo su principal apoyo. Hasta el momento no saben hasta cuando Kanye necesitará atención especial”, ha apuntado.

“A pesar de todas las pruebas a las que se han enfrentado este año, siguen estando muy comprometidos con su matrimonio y su familia”, ha concluido el informante desmintiendo tajantemente cualquier crisis entre ellos.

Más sobre