Los cuidados y tratamientos que debes conocer a los 50, también para tu vista

A medida que pasan los años, es normal que el cuerpo de las mujeres sufra una serie de cambios. Según nos vamos acercando a los 50 acumulamos un montón de experiencias, recuerdos y madurez, pero también algunas transformaciones físicas; ¡nuestro cuerpo ya no es igual que antes!

La piel suele ser la primera en delatar el avance del tiempo. Las arrugas, la falta de luminosidad, la pérdida de elasticidad, la sequedad... son algunos de los primeros signos visibles que normalmente intentamos combatir con cremas, cosméticos y tratamientos estéticos. Los cambios hormonales pueden verse reflejados también en la báscula. El metabolismo se ralentiza y perdemos masa muscular, por lo que adelgazar ya no es tan fácil como antes, y solemos tomar más conciencia de la importancia de cuidarnos, de alimentarnos bien y hacer deporte. También el pelo requiere unos cuidados diferentes a esta edad. La pérdida de materia hace que el cabello se vea más fino y la forma natural de los rizos y ondas puede verse alterada. Además, el efecto de los tintes o decoloraciones hace mella en nuestra melena, que puede verse más apagada y con menos vitalidad. 

ojos2VER GALERÍA

Es algo muy frecuente comenzar a tener dificultades para ver nítidamente los objetos cercanos. La presbicia o vista cansada empieza a manifestarse a partir de los 40 o 45 años, y es un problema más frecuente de lo que piensas: se estima que el 69% de la población española de más de 45 años padece presbicia, es decir, más de 17 millones de personas solo en nuestro país. Pero no debes alarmarte, porque este es un problema que tiene solución. 

La técnica quirúrgica más habitual para solucionar la dependencia de las gafas de cerca es el tratamiento con lente intraocular multifocal. Es una intervención mucho más sencilla de lo que tendemos a pensar, pues se trata de una técnica ambulatoria, es decir, sin hospitalización, que se realiza con anestesia tópica (gotas) y con un tiempo de recuperación corto e indoloro: al día siguiente de la intervención el paciente ya suele poder comenzar a hacer su vida normal con unos cuidados básicos.

bavieragafasVER GALERÍA

En Clínica Baviera llevan más de 15 años realizando intervenciones para la corrección de la vista cansada, acumulando más de 190.000 tratamientos de cirugía intraocular con excelentes resultados. Cuentan con un equipo médico cualificado y en constante formación y una tecnología de vanguardia que les permite realizar tratamientos rápidos, seguros y, sobre todo, personalizados. El grado de satisfacción de sus pacientes supera el 98%. 

Si normalmente no dudamos en invertir en tratamientos para nuestra piel, nuestro pelo o nuestra línea, deberíamos aplicar la misma lógica con nuestra vista. Especialmente ahora que sabes que la presbicia tiene una solución sencilla, indolora y rápida, ¿a qué esperas para plantar cara a la vista cansada?

Más sobre

Read more