Rafa Nadal celebra su éxito con una cena familiar, un mensaje de agradecimiento y un importante deseo

Ha ganado por decimotercera vez Roland Garros, pero considera que lo más importante ahora es 'volver a vivir en un mundo feliz'

 Tras diez días de intensa competición, este domingo Rafa Nadal se despedía de Roland Garros convirtiéndose en el ganador del torneo por decimotercera vez, superando su propio récord de ser el jugador que más veces ha levantado la ensaladera. El tenista manacorí no pudo contener las lágrimas de emoción al recibir el premio, y es que él mismo contaba que estaba convencido de que este año no sumaría un éxito más y que el parón forzoso de estos meses le pasaría factura. Se equivocaba: ha ganado y ha vuelto a hacer vibrar al público que le está haciendo llegar su cariño y admiración. Precisamente a todos ellos les ha agradecido su apoyo al posar con la Copa de los Mosqueteros con la emblemática Torre Eiffel de fondo. "¡Merci Paris! ¡Merci a tous! -gracias París, gracias a todos-", ha dicho. También anoche se grabó dando las gracias y narrando sus sentimientos. "Estoy en el hotel después de un día largo y muy feliz. Mil gracias a todos los españoles que me han estado apoyando estas dos semanas, desgraciadamente hemos podido estar menos en contacto, pero el cariño y el apoyo que me mandan es incondicional y solo puedo darles las gracias por todo", decía en una parte del vídeo.

¿Futbolista o tenista? Los hijos de Pilar Rubio y Sergio Ramos se divierten en la academia de Rafa Nadal

La inusual foto de Cristina Castaño y Rafael Nadal en tiempos de pandemia

Uno de los momentos más emotivos de la clausura de Roland Garros fue cuando Nadal, tras marcar el punto que le dio la victoria, se acercó a las gradas para fundirse en un beso con su mujer, Mery Perelló, y abrazar a sus seres queridos -entre los que estaban su madre, Ana María Parera, su hermana Maribel, su tío Rafael y algunos de sus primos-. Todos ellos saben de primera mano todo el esfuerzo y la constancia que hay detrás de esta victoria. Es por eso que el tenista comentó que quería celebrar con una íntima cena su lado este importante triunfo, su 20 Grand Slam.“No voy a hacer nada, no va a haber fiesta porque no son épocas para hacerla, me iré con mi familia”, le decía a los micrófonos de Tiempo de juego, espacio radiofónico presentado por Juanma Castaño en la Cadena Cope. Se desconoce el lugar que el tenista eligió anoche para brindar con sus allegados por este nuevo hito, pero normalmente suele hacerlo en el restaurante Café de la Paix, donde degustan las propuestas del chef Laurent André.

Además de que sigue ampliando su palmarés, Nadal tiene más motivos de celebración. Dentro de una semana, el lunes 19 de octubre, cumplirá su primer año de casado junto a Mery Perelló, quien es su apoyo incondicional desde hace ya quince años. Ambos se conocieron gracias a la hermana del tenista y desde entonces no se han separado. Tras convertirse en marido y mujer en una bonita y divertida que tuvo lugar en la Fortaleza de Albercutx, el siguiente paso es formar una familia, un deseo que el manacorí comentaba hace un tiempo durante una entrevista con ¡HOLA!: "Me encantan los niños. Me gustaría que mis hijos o hijas hicieran lo que les gustara, no tengo ninguna intención de forzarles o obligarles a seguir mis pasos en ningún sentido".

Un fuerte compromiso social y una fecha muy significativa

A pesar de que atraviesa un momento mágico, Nadal se muestra preocupado por la situación actual que atravesamos y asegura que su victoria se ve de alguna manera empañada por la pandemia mundial. "Estamos viviendo momentos muy difíciles en el mundo, es una sensación agridulce”, decía en el citado programa. De hecho, considera que haber hecho historia en el campeonato francés tiene que quedar relegado a un segundo plano porque ahora lo único importante es controlar la pandemia, encontrarle solución y volver a  vivir en un mundo feliz.

El día en el que Rafa Nadal ha ganado Roland Garros coincide con otra significativa fecha: el 11 de octubre de 2018 pudimos ver el lado más humano del rey de la tierra batida al sumarse a las labores de limpieza tras las inundaciones en Mallorca. El deportista, que estuvo acompañado de su fisioterapeuta Rafael Maymó, ayudó a la retirada de escombros y barro en diversas viviendas afectadas de población de Sant Llorenç des Cardassar y también estuvo hablando y dando ánimos a los afectados. Las imágenes del tenista con una pala colaborando como el resto de vecinos dieron la vuelta al mundo, generando un sinfín de alabanzas en las que valoraban su calidad humana incluso por encima de la profesional. Él mismo se emocionaba días más tarde al contar que le afectó mucho este desastre porque se produjo a escasos kilómetros de su domicilio y dos de las personas fallecidas eran familiares de uno de sus mejores amigos.

Haz click para ver el documental de Rafa Nadal, su capítulo monográfico de la serie Stars. Puedes ver más en la nueva plataforma de vídeo ¡HOLA! PLAY, donde encontrarás programas de cocina, moda, decoración y documentales biográficos de ‘royals’ y ‘celebrities’. ¡No te lo pierdas!

Loading the player...

 

Más sobre