Así es Julieta Hernández, la nueva pareja de Gonzalo Caballero

El torero, que mantuvo una relación con Victoria de Marichalar el año pasado, sale ahora con esta joven, de 20 años y estudiante en el Instituto de Empresa

Gonzalo Caballero ha sido fotografiado por primera vez con su nuevo amor. El torero, cuya relación con Victoria de Marichalar, sobrina del Rey, fue una de las más comentadas el año pasado, ha iniciado esta nueva relación tras confirmar en primicia en las páginas de la revista ¡HOLA! su ruptura: "He estado saliendo con Victoria unos meses, pero he tomado la decisión de no tener una relación seria porque quiero centrarme en mi profesión". Mientras la hija de la infanta Elena rehacía pronto su vida sentimental con el DJ Jorge Bárcenas, no ha sido hasta ahora cuando se ha visto al torero de nuevo acompañado. Gonzalo, que ha vivido unos meses muy difíciles después de la grave cogida que sufrió en la plaza de las Ventas en octubre, pasea ahora feliz por las calles de Madrid junto a su nueva pareja. Y ahora sabemos que esa misteriosa joven con la que el torero fue fotografiado hace unos días y junto a la que ha recuperado la sonrisa se llama Julieta Hernández, tal como puedes ver en la revista ¡HOLA! que tienes a la venta esta semana en tu quiosco.

Gonzalo Caballero, de paseo con Julieta HernándezVER GALERÍA

Pero, ¿quién es Julieta Hernández? La joven que ha enamorado al torero tiene veinte años -nació en el año 2000- y estudia en el Instituto de Empresa, una prestigiosa escuela de negocios con sede en Madrid, tras formarse en el British Council School de Somosaguas, el exclusivo centro bilingüe ubicado a las afueras de la capital. El propio Caballero, de 28 años -ocho más que Julieta- es quien ha reconocido estar enamorado de ella. Lo hizo en pleno confinamiento y no dudó en responder cuando le preguntaron sobre ello: "¿Qué es lo primero que harás al terminar la cuarentena?, le interrogaron. Y él, lejos de esconder sus sentimientos, contestó con una imagen de Julieta sobre la que colocó un corazón. Esa había sido, hasta ahora, su única mención a su nuevo amor, pero el torero no ha dudado en mostrar su amor abiertamente por las calles de Madrid, sin esconderse mientras pasea de la mano con Julieta o se hacen tiernas confidencias en una terraza.

La sorprendente recuperación del diestro

Gonzalo está centrado, además de en su nueva relación, en su vuelta a los ruedos. “Ahora todo se centra en recuperar el nervio. Estamos acortando los plazos”, aseguraba recientemente. Lo cierto es que su recuperación ha sido sorprendente desde el principio. Cabe recordar que la cogida que sufrió en octubre del año pasado le tuvo al borde de la muerte y le obligó a pasar dos veces por el quirófano. Pero en cuanto salió del hospital comenzó a dar pasos de gigante para volver a torear: en diciembre, ya daba algunos pases con el capote, y a principios de este año seguía demostrando que su recuperación iba por buen camino. Sin duda, su fortaleza física y su juventud le han ayudado mucho en esa recuperación. “Volveré más fuerte" aseguró desde el primer momento, y todo indica que va a ser así. Porque el diestro es absolutamente consciente de la importancia de luchar por lo que quiere: “Me he dado cuenta de que la vida es caerse y levantarse, seguir con la cabeza alta y luchar por lo que uno sueña", apuntaba poco después de su grave cogida. 

Gonzalo Caballero recibe el alta médica cinco meses después de su grave cogida

Gonzalo Caballero, con Julieta HernándezVER GALERÍA

Ahora, tras el paréntesis forzoso determinado por la crisis sanitaria del coronavirus, el diestro ve mucho más cerca su vuelta a las plazas de toros. Pero además, el diestro ha encontrado con quién compartir todas las buenas noticias que está viviendo. Por eso, aprovechando el alivio de las medidas de aislamiento, no ha dudado en disfrutar de la desescalada junto a Julieta. Después de señalar a la joven como la destinataria de su corazon, ahora Gonzalo y Julieta han mostrado abiertamente su amor por las calles de Madrid, caminando de la mano con una sonrisa o compartiendo confidencias y gestos cariñosos en una terraza.

Más sobre

Read more