La confesión de Hugo que lo cambia todo: 'Adara buscó la reconciliación hasta días antes de venir'

El concursante de 'Supervivientes' hace una sorprendente declaración sobre la madre de su hijo y ofrece detalles nuevos sobre su ruptura

La historia de Adara Molinero y Hugo Sierra suma un capítulo más. El concursante de Supervivientes 2020 ha hecho una reveladora confesión que podría cambiarlo todo. Después de meses de reproches, de idas y venidas, y de complicados triángulos amorosos, Hugo, que aún no sabe que la madre de su hijo y Gianmarco Onestini han puesto fin a su relación, asegura que ella intentó reconciliarse con él hasta el día antes de emprender su viaje a Honduras. Unas palabras que llegan en un momento difícil para la ganadora de Gran Hermano VIP 7, quien hace tan solo unos días ponía fin a su relación con Gianmarco.

Todo empezó a raíz de un vídeo emitido en la Palapa, en el que Elena Rodríguez cuestionaba el futuro de Hugo e Ivana y aseguraba que su exyerno era bastante aburrido y que por eso su hija se había cansado de él. Unas palabras que no sentaron nada bien al aludido, que no dudó en sincerarse ante Jorge Javier Vázquez y la audiencia. "Creo que tan malo no fui con su hija. Hasta el momento en que vine aquí ella buscó siempre una reconciliación conmigo y fui yo el que no quise. Pueden decir misa. Sota, caballo y rey. Pero hasta el día en que vine aquí ella buscó la reconciliación. Se lo digo a toda España y lo juro por mi hijo. Esa es la verdad", sentenciaba.

Hugo continuó dando detalles de su ruptura con la ganadora de Gran Hermano VIP 7, y se mostró muy dolido por la actitud que Adara tuvo con Gianmarco durante su paso por GH VIP y su extensión: "No sé si ella ahora está con Gianmarco, ni me interesa, pero siempre quiso volver conmigo. Yo no quería, porque la segunda vez me decepcionó totalmente y ya no había perdón. La primera vez podríamos haber tenido un acercamiento, pero cuando volvió de El tiempo del descuento para mí ya había terminado el tema. Esa es la verdad de las cosas y no hay otra".    

Después de que Elena asegurase que desconocía completamente esa parte de la historia y que su intención no era criticar a Hugo, sino explicar que su hija y él eran muy diferentes y no encajaban bien, el ganador de Gran Hermano Revolution concluyó con su revelación. "Me alegra que esté viendo y se esté dando cuenta de que no soy una mala persona. Adara y yo no congeniamos y tuvimos algunos problemas previos a su entrada en Gran Hermano, pero no eran tan, tan exagerados como los contó ella. Para nada. Pero bueno, las cosas surgieron así y yo ahora estoy superfeliz. Le pedía a Dios que me pusiera en el camino a alguien que mereciera la pena… y me hizo caso", concluía haciendo un tierno guiño a Ivana.

Más sobre

Read more