Alessandra Ambrosio, una Navidad más allá de Victoria's Secret

En el año de la cancelación del icónico desfile, la modelo celebra el fin de año perfecto en la mejor compañía

Aunque Alessandra Ambrosio colgó 'las alas' hace dos años, lo cierto es que su fulgurante carrera sobre la pasarela siempre ha ido ligada a la firma Victoria’s Secret. Y precisamente este año, el de la cancelación del icónico desfile, la top celebra el fin de año perfecto en la mejor compañía y en una localización de ensueño para ella. Su pareja, el diseñador Nicolo Oddi, y sus dos hijos Anja y Noah, son los mejores compañeros para despedir este 2019 y dar la bienvenida al año nuevo. Y como no podía ser de otra manera lo harán en Brasil, la tierra natal de la maniquí, donde ya se encuentran disfrutando de sus playas, sus momentos de ocio y por supuesto, sus reencuentros familiares y con amigas de la infancia. Alessandra atraviesa un momento de felicidad inconfundible gracias a su historia de amor con el italiano con quien celebró su primer aniversario el pasado verano, a sus dos hijos y cómo no, a su trabajo. Mientras sus compañeras 'aladas' buscan otros trabajos, la brasileña se acaba de estrenar como nueva imagen de Pretty Ballerinas cogiendo el testigo de Olivia Palermo.

Alessandra Ambrosio despide el año en la mejor compañíaVER GALERÍA

Fue en el desfile de Victoria’s Secret de 2017 cuando Alessandra Ambrosio anunciaba, emocionada y casi sin poder hablar, que su etapa con la firma de lencería había llegado a su fin. 17 años después de su debut, y tras haber conseguido ser la modelo mejor pagada gracias a su presencia sobre la pasarela como 'ángel', la maniquí carioca daba por finalizada esta etapa. "Había llegado el momento y me pareció algo natural", de esta manera explicó su decisión aprovechando su presencia en España durante su visita en El Hormiguero, seis meses después de cerrar su último desfile con alas.

Alessandra Ambrosio en su último desfile con Victorias SecretVER GALERÍA

Durante estos años, Alessandra ha sido uno de los buques insignia del desfile, que junto a Adriana Lima cogieron el relevo dentro del 'Team Brasil' que en su momento encabezó Gisele Bündchen. A pesar de que una de las modelos fue quien anunció la cancelación del desfile el pasado verano, no fue hasta unos meses antes cuando desde la firma confirmaron la noticia. Sus bajas cifras de facturación, el movimiento #METOO y los intentos de la marca por incluir mujeres reales en sus desfiles, han terminado por dar al traste con uno de los acontecimientos de la moda de los últimos veinte años.

Más sobre