Loading the player...

Además de disfrutar de la compañía de sus padres y del encanto de la isla de Mykonos, la hija de Raúl de Molina cumplió uno de los anhelos más grandes que cualquier joven de su edad podría tener. Mía, de 18 años, acudió al exclusivo centro nocturno Cavo Paradiso, donde se estaba presentando uno de sus ídolos: el DJ Steve Aoki.

Por fortuna, Mía logró llegar a la cabina donde se encontraba el también productor estadounidense y bailó a su lado al ritmo de sus contagiosas mezclas. La emoción de Mía por encontrarse con el artista quedó grabada en video y el presentador de El Gordo y la Flaca lo compartió con sus seguidores. Estas vacaciones son las últimas que la joven pasará al lado de sus padres, pues dentro de poco se irá a la universidad. Haz click en nuestro video para ver cómo fue el encuentro de Mía con la estrella de la música electrónica. 

Más sobre