Ágatha Ruiz de la Prada y sus inesperados planes de futuro

La diseñadora ha participado en la segunda jornada de South Summit, la plataforma que reúne a los principales actores del ecosistema emprendedor, donde ha manifestado que el porvenir de la moda está en internet

Cerrar todas mis tiendas, que mis clientes compren online, mientras me vuelco en mi fundación privada, donde preservo y cuido de mi obra”, ese es uno de los planes a futuro que valora ahora mismo realizar Ágatha Ruiz de la Prada, como ha asegurado en su conversación con Kike Sarasola, presidente de Room Mate Hoteles. La diseñadora española ha sido una de las protagonistas de la segunda jornada de South Summit 2017, encuentro organizado por Spain Startup junto a IE Business School, en colaboración con Endesa, BStartup de Banco Sabadell y Google for Entrepreneurs.

La Fundación Agatha Ruiz de la Prada, creada en el 2011 – con motivo de los 30 años de la marca – tiene como objeto actuar como un repositorio del archivo de la obra artística, cultural e intelectual de la diseñadora. Mas de 3.000 vestidos, 700 dibujos, 300 carteles e innumerables objetos ‘agathizados’ – desde lavavajillas, a tablas de surf, muñecas o cascos de moto – constituyen una de las mayores colecciones de una diseñadora de moda contemporánea… Aunque la fundación ha dado la vuelta al mundo con exposiciones desde Venecia, a Sáo Paolo, Colombo, Delhi y Calahorra- hasta ahora estos archivos han sido un tesoro escondido, conocido solo por algunos devotos de la marca. 

Hoy, a través de la colaboración de Google Arts & Culture, abre sus puertas al publico, permitiendo acceso por primera vez a una gran selección de obras. La fundación Agatha Ruiz de la Prada debuta en esta impactante iniciativa como representante de la marca España, al igual que lo hacen el Museo del Traje de Madrid, el Museu del Disenny de Barcelona, el Museo Cristóbal Balenciaga y el Museo de Artes y Costumbres Populares de Sevilla. 

Los planes de futuro de la diseñadora llegan días después de la boda de Pedro J. Ramírez con la abogada Cruz Sánchez de Lara, un enlace sobre el que Ágatha se ha pronunciado asegurando que le da igual. 

Exclusiva: Primeras palabras de Ágatha Ruiz de la Prada sobre la boda de Pedro J. Ramírez

Pedro J. Ramírez se casa con Cruz Sánchez de Lara en su domicilio de Madrid

La diseñadora es una mujer nueva 11 meses después de anunciar su divorcio. "He vuelto a nacer", decía este verano en las páginas de la revista ¡HOLA!. "Bailo, canto… hago cosas que no había hecho antes", confesaba. En este tiempo, muchas cosas han cambiado para ella tanto física como mentalmente. "Hasta he engordado un poco. Perdí diez kikos en una semana, aunque llegué a perder 18, pero ya he ganado tres", explicaba. Eso sí, respecto a la idea de volver a enamorarse, por el momento, parece que lo tiene claro: "A estas alturas de la vida, lo que ya me apetece, por edad, es tener nietos, no novios".

Su divorcio fue algo inesperado, incluso para ella misma. "Cómo iba yo a esperar que me dijese que quería separarse si nos acabábamos de casar hacía tres meses”, contó en ¡HOLA!. "En cinco días se firmó todo (...) Todo se hizo por poderes ante notario. No quiero volver a verle, aunque para él no habría supuesto el más mínimo problema haber coincidido", añadió.

Más sobre