Mundo singular

El puente que se convierte en túnel submarino

by hola.com

Una impresionante obra de ingeniería conecta la capital danesa, Copenhague, con la ciudad sueca de Malmö. El Øresund, diseñado por el arquitecto George K.S. Rotne, es un espectacular puente que se convierte en túnel submarino. Inaugurado el 1 de julio del año 2000 después de cinco años de construcción, el puente se extiende ocho kilómetros antes de transformarse, al llegar a una isla artificial, en un túnel de cuatro kilómetros. El lugar guarda interés tanto a nivel biológico como arquitectónico: la Asociación Botánica de Lund ha identificado 500 especies diferentes de plantas en la isla, que fue creada con material dragado del fondo del mar. La mayor parte del túnel de hormigón se construyó en tierra y fue remolcado después.

* Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página
Foto: Jan Kofod Winther 
Foto: Perry Nordeng 

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie