Ser una super estrella del pop y además criar a dos hijos no es tarea fácil. Así lo ha confesado Shakira, que sin embargo trata de compaginar lo mejor posible su labor como madre con la de seguir componiendo. Y no es tarea fácil. “La última vez que intenté hacer una canción estaba en el auto con Milan. Se me ocurrió una melodía y él estaba cantando el Himno del Barça a gritos, así que tuve que parar y memorizar la melodía hasta que llegamos a casa. Al final, llegué y nada, se me fue la inspiración” explica en declaraciones al diario Clarín. “Es un problema que tengo ahora, cómo hacer música y criar a mis hijos al mismo tiempo, pero es un buen problema para tener, no me quejo” continúa, desvelando que el secreto está en intentar organizarse.

shakira1VER GALERÍA

Entregada a sus chicos que son su pasión, de momento esto es lo único que ocupa su tiempo. Antes del nacimiento de Sasha grabó el tema Mi verdad con los mexicanos Maná y ahora ha puesto voz a un nuevo personaje Disney, pero de momento sus incondicionales aún tendrán que esperar para tener un disco nuevo en las estanterías. “Hace tres años que no hago yoga ni medito. Sólo respiro cuando vienen mis suegros y se llevan a los niños. Ellos me salvan la vida de vez en cuando. La verdad es que soy una madre a la que le gusta estar encima de mis niños, de su educación. Tengo ayuda, pero yo quiero ser quien los eduque, quiero pasar el mayor tiempo con ellos, jugar con ellos y eso tiene un precio a pagar” detalla.

Aunque son todavía pequeños se va perfilando el carácter de cada uno de sus niños, algo que desvela la intérprete cuando habla de la atención que reciben Piqué y ella al ser personajes tan conocidos. “Les enseño a mis hijos el buen trato con la gente que se les acerca, que siempre se muestren amables y cordiales cuando los saludan. A Milan le gusta muchísimo la gente. Me salió un niño muy sociable. Como le gusta tanto recibir el cariño de la gente, intentaré siempre protegerlo del agobio de la fama”. Los pequeños protagonizan en ocasiones divertidos vídeos en las redes de la pareja, en los que se pueden ver anécdotas de su día a día y las habilidades de los niños.

Milan y Sasha, los grandes triunfos de Piqué

¡No hay dos sin tres! Los jugadores celebran la gran temporada del Barça en familia

Sasha, hijo de Shakira y Piqué, ya chuta el balón... ¡y sólo tiene seis meses!

En sus palabras se nota que es una auténtica “madraza” que piensa claro está en el futuro. Para ello estimula a sus pequeños con juguetes que desarrollan sus capacidades y trata de enseñarles varios idiomas para que vayan aprendiendo. Además la propia intérprete ha mostrado cómo ha empezado ya a enseñar a leer a su hijo mayor, de sólo dos años y medio. Pero ¿qué carrera elegirán? Eso sigue siendo un misterio.

“Creo que a mis hijos no les conviene seguir la carrera musical, porque les estaría encima diciéndoles cómo hacer, así que mejor que sean futbolistas como el papá, porque él es mucho más relajado” explica con humor. “Creo que si encuentran una vocación, una pasión, que la desarrollen: eso es lo que más deseo para ellos, lo que sea, no tiene que ser en el arte, ni en el deporte, porque lo importante es que sean felices y que hagan feliz a la gente con lo que hacen. Que sean buenas personas y sean responsables es lo que más deseo para ellos. Nada más”. Una mamá con las cosas muy claras.

Más sobre