perchero-madera-recibidor

'DIY'

Crea tu propio perchero de madera para un recibidor al más puro estilo 'raw'

La decoración natural está de moda, así que te proponemos un perchero que traerá esta tenencia a tu hogar. ¿Te animas?

Este perchero se construye a partir de un tablero de madera en bruto. Su apariencia, natural y auténtica, resume los rasgos esenciales del estilo raw, pero te quedará genial si lo combinas con otros elementos diferentes. Además, es un proyecto sencillo que podrás hacer en muy poco tiempo. ¿Te animas?

La esencia de la decoración raw

Este estilo decorativo se ha convertido en una de las tendencias actuales en interiorismo. Aboga por los ambientes y materiales naturales, con la madera como protagonista en muebles y superficies. Pero no se trata de una madera pulida y trabajada, sino de su versión más primitiva: sin tratar, de aspecto irregular, con sus vetas y sus nudos. De hecho, la palabra inglesa raw significa literalmente en crudo. En cualquier caso, no se trata de llenar tu casa con elementos de madera en bruto, sino de integrar alguno de estos elementos en tus propios espacios, ya sean contemporáneos, industiales, nórdicos… Su efecto relajado y ecofriendly se adapta de maravilla a cualquier estilo decorativo.

Lee: 10 consejos para lograr una casa saludable, a prueba de bacterias y malas energías

Hazlo tú mismo

Con un marcado aire raw, el perchero que te ayudamos a construir hoy, no solamente te va a resultar muy práctico, sino que te ayudará a decorar de una forma muy especial la entrada de tu casa. Para hacerlo tú misma solo necesitarás un tablero de madera en bruto. Las medidas las decides tú, pero es importante que sea grueso y que tenga los cantos irregulares. En este caso se ha utilizado un tablero de 120 X 30 X 6 cm. También necesitarás:

  • 4 colgadores dobles de metal (tienes muchos modelos para elegir)
  • 3 pomos de porcelana
  • 3 tornillos largos para los pomos
  • Tornillos de latón para madera de aproximadamente 6 X 30 mm
  • 2 soportes para colgar muebles
  • Tacos y tornillos
  • Taco de lija fina

Herramientas:

  • Taladro con broca para madera extralarga de 5 mm aproximadamente.
  • Atornillador eléctrico con punta de estrella
  • Destornillador de punta plana
  • Sargentos de sujeción
  • Metro
  • Escuadra metálica
  • Listón de madera
  • Lápiz

El proyecto, paso a paso

  • Coloca el tablero sobre tu mesa de trabajo y presenta sobre él un colgador, en la parte de arriba, y un pomo, en la de abajo. Colócalos a una distancia regular de los bordes del tablero (y entre ellos), más o menos centrados. Un consejo: elige el lado del tablero más atractivo para que quede a la vista; el que tenga menos nudos y la veta más bonita.

  • Con ayuda de la escuadra, mide y marca el punto en el que irá la línea inferior en la que colocarás los pomos. Traza una recta con la escuadra.

  • Alarga la línea hasta el final del tablero con una regla larga o un listón recto. Después coloca el metro sobre ella y haz tres marcas repartidas sobre la línea: una en el centro del tablero y otras dos, una a cada lado de esta, a la misma distancia.

  • Ahora traza la línea superior en la que irán los colgadores, con ayuda de la escuadra y el listón. Haz cuatro marcas sobre ella, de forma que los colgadores queden escalonados con los pomos de forma regular.

  • Sujeta el tablero con sargentos, dejando la zona donde van las marcas de los pomos fuera de la mesa de trabajo para no agujerearla. Con el taladro y la broca de madera larga, perfora agujeros pasantes para los tornillos.

  • A continuación, lija la cara vista del tablero para eliminar las marcas de lápiz y las astillas de los agujeros. No borres las marcas donde irán los colgadores de metal. Insiste en los cantos para dejarlos bien terminados. Un consejo: ve lijando la madera en el sentido de la veta.

  • Introduce los tornillos para los pomos por la parte trasera del tablero. Después atornilla los pomos y aprieta por detrás con el destornillador plano. Un consejo: si los tornillos son demasiado largos, mide el sobrante y córtalos con una sierra para metal.

  • Coloca los colgadores en su lugar y fíjalos con tornillos para madera y el atornillador eléctrico.

  • Llega el momento de colgar el perchero en la pared. Como tiene cierto peso, tendrás que elegir una pared sólida para colocarlo (no lo cuelgues en un tabique de yeso laminado). Utiliza dos soportes rectos para armarios o cabeceros, tacos resistentes y tornillos.

Lee: Del mimbre al lino: Ideas para dar un toque natural y cálido a tu casa

Más sobre

Read more