La importancia de saber elegir los estampados de tu casa

La personalidad de tu casa puede reposar sobre el diseño de los estampados textiles, sin embargo es muy importante saber medirlos para que sean versátiles y se adapten bien al resto de la decoración.

Elegir los estampados de tu hogar y saber combinarlos es una tarea que puede resultar muy complicada. Para obtener buenos resultados nada como unos buenos consejos que nos ayuden, además a preservar nuestro estilo personal. Nona Ageo, interiorista y diseñadora de estampados, nos hace un recorrido muy útil por las principales estancias de la casa y sus textiles, para ayudarnos a acertar en esta difícil elección. 

El salón

Sin duda es la estancia principal de la casa, donde pasamos mucho tiempo, y en la que recibimos a nuestras visitas. 

Cuando le preguntamos a nuestra interiorista por los estampados para las cortinas sostiene que “los estampados en cortinas es mejor evitarlos y optar por tejidos liso, porque van a funcionar mejor a largo plazo. Es preferible reservar los estampados para aquellas piezas cuyo textil pueda rotar con cierta facilidad”. Aunque tampoco se le parece mal que aparezcan pequeños estampados a modo de remate “para dar un toque más vivo a una cortina en tonos neutros, como los piedra o grises”.

Si eres de las que no se resiste a los estampados, Nona Ageo nos recomienda buscarlos de motivos orgánicos (flores) y abstractos. “Sobre todo hay que huir de las figuras geométricas, que pueden perder la forma con el movimiento natural de las cortinas”.

Sanderson_ElysianVER GALERÍA

En cambio, “los cojines son las piezas ideales para que te tomes toda la libertad que quieras”. Puedes combinar cojines lisos y estampados, y “como es un formato pequeño resulta idóneo para los estampados con formas geométricas. Pero es muy importante cuidar la escala del dibujo para que no se te pierda en ese tamaño y pueda apreciarse en su totalidad”.

Si combinas diferentes tamaños de cojines, que es lo ideal, puedes combinar los lisos y estampados como prefieras. Y si el sofá es de un tono neutro y claro, es el momento de optar por estampados más vivos que aporten luminosidad al conjunto.

Leer: Una idea para dar un toque original y 'chic' a tus cojines y hacer que parezcan nuevos

El dormitorio

Para las cortinas, Ageo hace extensibles las pautas que utiliza para el salón. Y aquí llegan hasta la colcha, que considera “la prima hermana de las cortinas”. “Puesto que el dormitorio es un lugar destinado al descanso y al recogimiento, en el buscamos calma y paz, las cortinas y la colcha son textiles demasiado grandes que pueden alterar el entorno. Mis tonos preferidos aquí son los neutros y empolvados”. Y reserva el estampado para plaids y almohadones. Sus preferidos “aquellos que son sutiles y etéreos, como las flores desvaídas, las rayas y los puntos”. Los estampados de cachemira, quatrefoil o vichy pueden ser también buenas opciones para estas piezas del dormitorio.

Las alfombras

Son perfectas para darlo todo. “Son la pieza clave para sentirte libre y elegir a tu gusto estampados geométrico, rayas, etc. Las alfombras mejoran la calidad del estampado cuanto más grandes son estas, cuando ocupan un espacio y se aprecian las formas, los colores, y se siente que el material es mulllido y apetecible”.

Alfombra, estilo bereber de La RedoutteVER GALERÍA

También nos recomienda combinar una alfombra grande en un tono liso, cubierta por otra alfombra algo más pequeña, que es la que lleva el estampado. “Los materiales de ambas alfombras pueden ser diferentes”.

El papel de la pared

“Es lo más -afirma la interiorista-. Todo el mundo pone papel porque  es una tendencia que renueva un espacio con cierta facilidad. Si quieres darle un lavado a tu casa solo tienes que poner un papel pintado y parecerá otra”. 

coleccion-mahon-lorenzo-castilloVER GALERÍA

Pero, una vez más, la estancia en la que vaya a ir el estampado influye a la hora de optar por uno con mayor o menor fuerza. De hecho, Ageo apuesta por prescindir de él en las zonas comunes, aunque propone “que te vuelvas loca eligiendo uno para el aseo de invitados, porque todo aquel que vaya a tu casa lo va a apreciar sin que tú te canses de él.” 

También es perfecto para la habitación de los niños, el techo de algunas habitaciones demasiado neutras y la cocina, ya que “en ocasiones es la zona más abandonada de la casa y resucita con el estampado que prefieras: romántico, vintage…”.

Leer: ¿Qué papel pintado es el que necesitas?

Más sobre

Leer más