Decorar con plantas

Plantas que purifican y decoran tu casa

Ríndete al poder natural y descubre qué especies pueden darte más juego en tu decoración y qué beneficios para tu salud te ofrece cada una.

Las plantas son uno de nuestros mejores aliados en la decoración de interior, ya que son capaces de dar vida a cualquier rincón y trasladar el espíritu fresco y alegre de la primavera a la vivienda, siendo capaces de decorar sin recargar, poniendo siempre un toque ‘chic’ al espacio.

Poderes externos

Con efectos (casi) mágicos, su sola presencia ayuda a crear un ambiente relajado y tranquilo, mientras que el verde de sus hojas provoca sensación de bienestar, nos calma y nos permite disfrutar la casa plenamente. Su efecto es como el de una clase de yoga tras una sesión de zumba. Poderoso y energizante. También actúan como un termostato, creando sensación de frescor, durante los meses más calurosos, y de calidez, en las estaciones más frías. Pero además, las queremos (y las necesitamos) en nuestro ambientes y en nuestra vida, porque cuentan con grandes beneficios para nuestra salud. Descubre aquí lo que pueden hacer por ti.

Plantas que limpian el aireVER GALERÍA

Purificadores naturales

Teniendo en cuenta que todas las plantas absorben el dióxido de carbono y liberan el oxígeno, hay especies, además, que también eliminan el resto de sustancias tóxicas aéreas (benceno, xileno, formaldehído...), presentes en pinturas, muebles o productos de limpieza, y que pueden ser causantes de asma, accesos de tos, erupciones en la piel… Aunque todas funcionan por separado, lo ideal es que mezcles diferentes especies, para crear un ambiente más saludable, ya que cada una de ellas elimina mejor que otras determinadas sustancias químicas.

Por eso, no subestimes su poder, ya que sus efectos van mucho más allá y rodearse de alguna de ellas (o de varias) puede combatir los compuestos volátiles nocivos que están en nuestra casa. La guzmania, además de ser una de las bromelias más llamativas y resultonas para el hogar, es uno de los purificadores naturales más potentes (sino el que más), ya que al vivir en la selva, están acostumbradas a ‘crear’ aire puro.

Plantas que limpian el aireVER GALERÍA

‘Depuradoras’ en maceta

Entre las especies más potentes destacan la drácena marginata, el aloe vera o las hiedra. La drácena marginata mantiene a raya a los peligrosos compuestos volátiles, al mismo tiempo que pone un toque tropical lleno de encanto en despachos o rincones de lectura. El aloe vera es otro clásico en esta tarea, ya que además de enfrentarse al formaldehído y al benceno con todas sus armas, posee la habilidad de reducir los niveles de dióxido de carbono por la noche. Un ‘superpoder’ muy útil en estancias como el dormitorio. Al igual que la aglaonema, una planta que ‘pide’ poco (no precisa mucho agua y luz) y ofrece mucho o las cintas, un clásico de la decoración, ideal para principiantes, capaz de purificar el aire sin despeinarse. A su vez, la hiedra común es una buena aliada para personas con problemas de asma y alergias, ya que remueve los alergénicos del aire, especialmente el moho, siendo la mayor ‘enemiga’ del formaldehído.

Algunas ‘toman’ toda la casa, como el potos, capaz de absorber formaldehído, xileno y benceno, mientras que otras se sienten más cómodas en estancias concretas. Así, la sanseviera es ideal para el cuarto de baño, ya que ama la humedad por encima de todas las cosas y allí puede absorber las toxinas de los productos de cuidado personal, por ejemplo, mientras que el ficus benjamina es perfecto para el salón, ya que absorbe las sustancias químicas que emiten los muebles y las alfombras nuevas.

Plantas que limpian el aireVER GALERÍA

Con ‘función’ de humidificador

El helecho es un potente humidificador para el hogar. Además de limpiar el aire y filtrar sustancias químicas de cosméticos y desinfectantes, regula la humedad ambiental, proporcionándonos atmósferas más saludables. 

Plantas que limpian el aireVER GALERÍA

Al igual que la palma de areca que, además de purificar el aire, resulta un excelente humidificador, capaz de hacer que suba la humedad hasta un 5%. Es una buena elección si no tienes mucha luz natural en la estancia.

Más sobre

Leer más