Jane Fonda vende su mansión ecológica por más de 8 millones de euros

La actriz consigue encontrar un comprador para el asombroso hogar que compartió con Richard Perry

Quien haya tratado de vender su casa en alguna ocasión sabrá que no siempre es tarea sencilla encontrar un comprador. El proceso se complica todavía más cuando el inmueble en cuestión se trata de una mansión valorada en más de 12,9 millones de dólares (cerca de 11 millones de euros). Precisamente, es lo que le ha ocurrido a la actriz Jane Fonda, que decidió poner en el mercado su espectacular vivienda ecológica hace prácticamente un año.

Fonda adquirió su espectacular casa ubicada en Trousdale Estates, una lujosa comunidad de Beverly Hills en la que viven numerosas estrellas de Hollywood e importantes fortunas norteamericanas, junto a Richard Perry en el año 2012. Sin embargo, después de varios años de relación, la pareja anunció a principios de 2017 su intención de continuar sus vidas por caminos separados. “No es una ruptura, es un cambio en la dirección de nuestras vidas. Odio decir que la relación romántica ha terminado (...) Somos definitivamente buenos amigos”, decía entonces el productor musical. Un final agridulce que supuso la salida a la venta de la casa de sus sueños.

jane-fondaVER GALERÍA

Después de varias rebajas, la primera en marzo, que pasó de los 13 millones de dólares iniciales a 11,5 (9,6 millones de euros), y la segunda en agosto, rebajada a 9,9 millones de dólares (8,3 millones de euros), la finca finalmente ha sido vendida por ese precio. Quizás, tratando encontrar unos compradores que no parecían llegar, la actriz llegó incluso a realizar un video de presentación para la inmobiliaria encargada de vender su espectacular chalet, en el que aparece emocionada y muestra los maravillosos espacios y rincones de su casa. “Quien se quede con esto… espero que lo disfrute tanto como lo hemos hecho nosotros”.

Con vistas a un cañón y una sorprendente panorámica del océano Pacífico, la casa contemporánea en la que Fonda y Perry fueron felices tiene más de 600 metros cuadrados, cinco dormitorios y seis baños, y cuenta, incluso, con un original ascensor de vidrio. Los nuevos propietarios podrán disfrutar, además, de las vistas diáfanas de las que dispone el edificio, que permite la conexión directa con el aire libre desde todos los espacios del mismo, ya que las paredes de la casa son amplios ventanales.

Paneles fotovoltaicos, vidrios térmicos de doble aislamiento frente a los rayos UVA, con sombras motorizadas para oscurecer las habitaciones, suelos de bambú y una piscina climatizada con energía solar, son solo algunas de las muchas características que, siguiendo la preocupación medioambiental de Jane Fonda, se incluyen en el que hasta ahora era su cálido y confortable hogar.

Venta casa Jane Fonda-a (2)VER GALERÍA

Esta residencia incluye un nivel principal con varios comedores y salas de estar, despensa, bar, oficina y cocina de grandes dimensiones que se abre a una terraza. En la primera planta se ubica también un completo gimnasio con otro amplio balcón con vistas a la piscina. Además, la suite principal tiene tres amplios vestidores y dos baños, una para cada integrante de la expareja, con ducha de vapor y bañera.

Sin duda, un retiro de ensueño que, además, se presta como un lugar ideal para realizar múltiples fiestas. Algo de lo que Fonda puede dar fe, pues ha realizado numerosos eventos a los que han llegado a acudir más de 150 invitados.  

Más sobre

Regístrate para comentar