Claves del estilo industrial para la decoración de salones

El estilo industrial es perfecto para los espacios grandes y diáfanos. Si cuentas con un salón con techo alto, paredes de ladrillo visto y es un espacio muy amplio, puedes optar por decorarlo con toques urbanos propios del estilo industrial

El estilo industrial apareció en la época de los años 50 cuando los artistas neoyorquinos buscaron a las afueras de la ciudad espacios amplios para trabajar y los encontraron en fábricas abandonadas. Debido a la escasez económica, las utilizaban tanto para trabajar como para vivir.

Así nace este estilo. Un ambiente industrial tiene como característica principal el espacio, éste tiene que ser lo más extenso posible. Así que, si cuentas con un salón con techo alto, paredes de ladrillo visto y es un espacio muy amplio, puedes optar por decorarlo con toques urbanos propios del estilo industrial de una manera sencilla. Aquí te mostramos cinco claves para decorar tu salón con este estilo tan peculiar. ¡Toma nota!

Usa materiales como el hierro o el acero

Uno de los detalles que más provocará que tu salón marque un estilo industrial es el hierro o el acero. Puedes usar estos materiales en los muebles, por ejemplo combinando las patas de hierro con cuero o situar una estantería para colocar tus libros favoritos.

También puedes atreverte con unas preciosas vigas de hierro en el techo, que pueden ser meramente decorativas, pero asimismo aportarán austeridad y líneas rectas, propias de este estilo.  

Si no quieres optar por las vigas de hierro, entonces decántate por las lámparas con líneas rectas y de acero. Pueden ser tanto lámparas de techo como de pie, ¡o puedes combinar las dos!

estilo-industrialVER GALERÍA

Paredes neutras

Para destacar aún más la decoración industrial, las paredes deben tener colores neutros como el gris o el blanco. En el caso de que uses cortinas, procura que no tengan ningún tipo de estampado y que sean de colores lisos.

Aunque si quieres puedes ir un poco más allá, establece papel pintado con decoración en ladrillo visto en una de las paredes, quedará estupenda esta alternativa para lucir en cualquier espacio.

Muebles de texturas naturales

El mobiliario es uno de los focos principales en una estancia. Para resaltar el estilo industrial, los muebles tienen que ser de materiales naturales, como la madera o el cuero; con aspecto envejecido, y que tengan algunos detalles en acero o hierro.

Una mesa de madera con patas de hierro, unas sillas de cuero con patas también de este material o una estantería que mezcle el encanto de la madera envejecida con el hierro, pueden ser unas buenas opciones. 

estilo-industrial3VER GALERÍA

Piezas 'vintage'

La austeridad se mezcla con la potencia que tienen las piezas de hierro, por este motivo es muy importante que no abuses de ellas y las mezcles con otros muebles para no recargar el espacio. Los muebles vintage, así como un sillón o un sofá de este estilo, resultan muy apropiados para combinar con este ambiente.

Complementos antiguos

Para terminar, los complementos son los que dan una personalidad extra a cada ambiente. Para continuar dentro de las líneas del estilo industrial, usa complementos con un toque antiguo, pero a la vez moderno, esto es, elementos ‘retro’.

Algunas opciones que te proponemos son: carteles o fotos en blanco y negro, un reloj de hierro, maceteros en blanco y negro para destacar las plantas en color verde, unas cajas de almacenaje en colores neutros, etc.

Más sobre

Read more