Nochevieja alternativa: escapa de los platos más clásicos con estas recetas

Más allá de los productos tradicionales, como el cordero, el cabrito o el besugo, las aves presentan una versatilidad que ni te imaginas con las que puedes conseguir un menú sano y sabroso.

¿Quién no se ha sentado a la mesa en la útima noche del año esperando encontrarse con un buen cabrito, con su piel crujiente, sus patatas asadas y sus verduras? ¿O ese clásico besugo a la marinera que, cada año, parece más exquisito que el anterior? Son platos tradicionales de nuestra Nochevieja que se mantienen con orgullo en las primeras posiciones del ranking. Sin embargo, no está mal cambiar de vez en cuando y descubrirles a nuestros invitados nuevos sabores. Las aves de corral son, además de muy nutritivas, ricas en proteínas y bajas en grasas. Por eso, pueden convertirse en la mejor de las opciones si quiers compensar (solo a medias) el exceso calórico de los menús navieños. Su variedad es muy grande y su versatilidad a la hora de cocinarse hará que todos quieran repetir.

PULARDA, LA REINA DE LA NAVIDAD

La pularda es uno de los productos que más ha bajado su precio esta Navidad. Suele ser un producto criado especialmente para esta época y, aun así, continúa siendo económico. Su característica principal es que no pone huevos y, por tanto, el estrés que esto produce en todas las gallinas, en ellas, no existe. De ahí que su carne sea muy jugosa, tierna y con un sabor suave, pero elegante. Desde la cooperativa Coren, la principal cooperativa agroalimentaria de España que trabaja desde 1963 con el Convento de Santa Clara de Allariz en Ourense para producir una edición limitada de las mejores pulardas exclusivamente en Navidad, aseguran "que la cría ha de ser muy reposada durante los 4 meses que se requieren, en un ambiente de especial tranquilidad y con una alimentación basada, fundamentalmente, en el maíz”. De ahí que la delicadeza de su cuidado se transmita directamente a su carne y sea muy apreciada en la alta cocina. Por la calidad y cantidad de su grasa infiltrada, es un plato que queda estupendo asado al horno.

recetas-navidad-pulardaVER RECETA

Paso a paso: pechuga de pularda con castañas y zanahorias

 

CAPÓN, EL POLLO MÁS SABROSO

Se trata de un gallo de corral o pollo de gran tamaño que es engordado durante al menos 6 meses y con un ligero sabor a castañas, pues es la base de su alimentación final (que también la componen cereales, leguminosas y verduras). Por eso, la carne es extremadamente sabrosa y admite todo tipo de rellenos.

recetas-navidad-capon-relleno

Paso a paso: capón relleno

 

CODORNIZ, PARA MESAS PEQUEÑAS

Es un ave de tamaño más pequeño que se convierte en el plato perfecto si no tienes una gran mesa, pues es ideal para raciones pequeñas. Es un producto con proteínas de muy buena calidad y con una textura muy suave que le da toda su versatilidad en la cocina: desde platos en los que va frita, hasta marinarlas en escabeche o dejar que se hagan al horno con cualquier tipo de guarnición.

recetas-navidad-muslitos-codornizVER RECETA

Paso a paso: muslitos de codorniz al horno marinados con miel y salsa de soja

 

PAVO, EL MÁS TRADICIONAL

Si pensamos en Navidad, siempre nos llega la imagen de un gran pavo. Sea por la influencia norteamericana y su Día de Acción de Gracias o no, lo cierto es que esta ave es perfecta para un asado y es recomendable acompañarla de alguna salsa (pues es el ave más seca de todas). Su carne magra es suave y muy rica en proteínas. Su tamaño nos permite llegar a todo el grupo de invitados, aunque este sea muy grande.

recetas-navidad-pavo-asadoVER RECETA

Paso a paso: pavo al whisky con nueces

 

FAISÁN, PLATO DE REYES

Originaria de Asia, nace y se cría siempre en granjas y fue, hasta no hace mucho tiempo, un plato digno (y exclusivo) de las mesas más nobles. Al contrario que todas las demás aves de corral, aquí los machos son más vistosos, pero son las hembras las que presentan una carne más sabrosa. Por eso, lo mejor es que te asegures de escoger una. Será el ingrediente perfecto para sorprender con un contundente guiso o presentarla asada y en salsa.

recetas-navidad-faisanVER RECETA

Paso a paso: guiso de faisán a la antigua

 

PATO, PARA OLVIDARSE DE LOS CLÁSICOS

Es la única de las aves que hemos seleccionado que no se considera una carne magra, pero aun así, es muy nutritiva. Si le quitamos la piel, además, pierde la mayoría de las grasas saturadas que contiene. Lo mejor es servirlo en pequeñas porciones para controlar su ingesta y cocinarlo con muy poco aceite.

recetas-navidad-pato-naranjaVER RECETA

Paso a paso: pato a la naranja con coñac y Cointreau

More about

Read more