Fibra y vitaminas para empezar el día con este bizcocho de zanahoria integral

La zanahoria es un alimento imprescindible en nuestra dieta. Aporta vitaminas, minerales y contiene fibra, esencial para mejorar el tránsito intestinal y combatir el estreñimiento. Si quieres empezar el día con un dulce muy nutritivo, este es tu bizcocho.

La zanahoria es uno de los mejores ingredientes que podemos incluir en cualquier postre. Contiene vitaminas, minerales y fibra que te ayudan a regular el tránsito. Además, es antioxidante y te ayuda a combatir los radicales libres, responsables del envejecimiento y de algunas enfermedades, por lo que al incluirlo en este bizcocho le estaremos dando un complemento nutritivo muy interesante.

Asimismo, es un ingrediente que combina muy bien en cualquier plato, tanto dulce como salado. Sus propiedades no van a perder ni un ápice de su contenido en esta receta, muy sana y saludable para darnos el gusto sin ningún remordimiento.

Éste integral es muy fácil y rápido de preparar. En menos de una hora vamos a poder disponer de un bizcocho delicioso. Es ideal para tomar tanto en el desayuno como en la merienda y es posible que tengas todos los ingredientes en casa.

Ingredientes para la elaboración

  • 4 huevos.
  • 150 gramos de azúcar moreno.
  • 200 mililitros de aceite de girasol (también se puede utilizar aceite de oliva).
  • 4 zanahorias crudas.
  • 250 gramos de harina integral.
  • 2 cucharaditas de bicarbonato sódico.
  • 1 cucharadita de levadura en polvo.
  • 2 cucharaditas de canela.
  • Una pizca de sal.
  • Un puñado de frutos secos sin tostar.

bizcocho de zanahoria 1VER GALERÍA

Preparación paso a paso

-Precalienta el horno a 180 grados para que esté listo una vez que vayas a introducir el molde.

-Bate los huevos con el azúcar en un bol, echa luego el aceite y bate un poco más.

-Pela, lava y ralla las zanahorias, añadiendo la ralladura de la zanahoria en la mezcla anterior.

-Mezcla bien en otro bol la harina, el bicarbonato, la levadura, la canela y la sal.

-Añade a esta última mezcla la primera, mezclando todo bien para que se integren perfectamente los ingredientes.

-Añade los frutos secos que hayas elegido, que pueden ser nueces, avellanas o almendras.

-Engrasa un molde para horno para que no se pegue el bizcocho.

-Introduce toda la mezcla anterior en el molde y mételo en el horno durante unos 40 minutos aproximadamente.

-Cuando se acerque el final de la cocción hay que ir comprobando cómo va el bizcocho, ya que el tiempo de horneado dependerá de cada tipo de horno.

-Después de hornear, deja enfriar y desmolda.

-Es importante no pasarse de tiempo en el horneado, ya que de lo contrario quedará seco y perderá buena parte de su jugosidad.

-Por otro lado, si no te gustan los frutos secos se puede prescindir de ellos. Otra posibilidad es emplear pasas.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más