Descubre el salmorejo de sandía, más refrescante imposible

Mantén la línea a la vez que te alimentas con esta receta de salmorejo de sandía, una fusión de la sopa fría por excelencia de Andalucía y de una las frutas más demandadas del verano. Puedes servirlo como primer plato y complementarlo con carne o pescado de segundo, aunque también puedes tomarlo como aperitivo a media mañana.

La sandía es una fruta muy completa porque cuenta con gran cantidad de minerales, vitaminas y antioxidantes. Debido a que está compuesta en su gran mayoría por agua, es perfecta para evitar la deshidratación en los meses más calurosos del año. Y, además, ¡tiene muy pocas calorías! Así que no hay excusas para que la incluyas en platos como el salmorejo, con el objetivo de refrescarte, al tiempo que te cuidas.

Esta receta de salmorejo de sandía lleva vinagre incluido, a pesar de que la receta original no lo lleva, pero con él se consigue el punto de acidez perfecto para culminar este plato.

Además, el salmorejo es un elaboración que se toma espesa porque lleva pan, pero si prefieres que sea algo más ligero y suave, puedes añadir un poco más de sandía o medio vaso de agua en la batidora.

Ingredientes

  • 500 gramos de tomates maduros
  • 500 gramos de sandía
  • Media cebolla
  • Medio pimiento rojo
  • 1 diente de ajo
  • 100 gramos de pan con miga (del día anterior)
  • 50 mililitros de aceite de oliva virgen extra
  • 15 mililitros de vinagre
  • Una pizca de sal

salmorejo de sandíaVER GALERÍA

Elaboración del salmorejo de sandía

-Si te gustan los sabores más fuertes, entonces la proporción de tomates que debes utilizar será mayor que la cantidad de sandía.

-En primer lugar, para comenzar con esta receta, lava bien los tomates y córtalos en trozos medianos. Quita la parte superior de cada uno de ellos donde se encuentra el pedúnculo. Ponlos en el vaso de la batidora.

-El siguiente paso es cortar la sandía y quitar las pepitas. Posteriormente, añade los trozos de sandía a la batidora.

-Para continuar, pela la cebolla y córtala en trozos pequeños. Del mismo modo, pela el diente de ajo y quita la parte del centro. Pon estos dos ingredientes en el vaso de la batidora junto con los tomates y la sandía.

Ahora, lava el pimiento rojo y quita todas las semillas. Corta en trozos pequeños y agrega todo al vaso de la batidora.

-A continuación, es el momento de echar el aceite, el vinagre y la sal. Bate todo durante unos minutos hasta que estén todos los ingredientes bien integrados.

-Para quitar los grumos y pepitas que hayan podido quedar, pasa la mezcla por un chino o un colador y, luego, vuelve a ponerla en el vaso de la batidora.

-Para terminar con la receta de salmorejo de sandía, únicamente te faltará añadir el pan en trozos y volver a mezclar hasta que esté todo bien batido.

-Finalmente, antes de servirlo, mete en el frigorífico el resultado durante al menos un par de horas.

Puedes servir el salmorejo de sandía en cuencos y añadir como guarnición jamón y huevo cocido picados en trozos muy pequeños. Como decoración, espolvorea un poco de albahaca picada. ¡Y a disfrutar!

Más sobre

Read more