mindfulness

Todo lo que el 'mindfulness' puede hacer por tu piel

Los tratamientos de belleza más punteros incorporan la atención plena para maximizar sus beneficios antiedad

Hay quienes han encontrado en el ejercicio físico intenso un modo de liberar tensiones mientras se ponen en forma; otros, como David Beckham, han descubierto los beneficios, tanto a nivel físico como emocional, del yoga. Lo cierto es que cada vez es mayor el número de personas que padecen estrés y ansiedad -según el VII estudio CinfaSalud un 42% de los españoles lo sufre con frecuencia-, algo que, además de afectar a la salud se refleja en la piel con la aparición de irritaciones, acné adulto y envejecimiento prematuro. “La piel es la parte de nuestro cuerpo, junto al estómago, más sensible al estrés. La diferencia es que la reacción en esta en inmediata. Cuando estamos tensos y estresados salen ronchas en la piel, nos ponemos colorados cuando creemos que vamos a pasar vergüenza… Genera un reflejo directo”, nos explica Alejandra Vallejo-Nájera, psicóloga y reconocida experta en mindfulness, diplomada en esta especialidad por la Universidad de Massachussets.

Pero no solo es necesario atravesar un periodo fuerte de estrés para que se refleje en el rostro. El día a día pone obstáculos, despierta preocupaciones y hace que la mente se sienta intranquila. Como consecuencia, hay un aumento de cortisol y de adrenalian, y la piel no es capaz de asimilar correctamente los nutrientes con los que la cuidamos cada día o que se aplican en diferentes tratamientos. Por este motivo, y para ayudar a crear un paréntesis que permita beneficiarse más de los cosméticos que utilizamos, Natura Bissé ha desarrollado, junto a Alejandra Vallejo-Nájera, un nuevo capítulo de Mindful Touch -el primero se lanzó en 2017-, una experiencia mejorada que combina realidad virtual, productos vanguardistas y mindfulness para lograr crear ese estado de relajación que, de vez en cuando, es muy necesario.

“Yo colaboro con Natura Bissé ayudándoles a entender cómo llega una clienta a la cabina de estética. Llega con sus problemas familiares, profesionales, de tráfico… Llega estresada. De manera que, ayudando a la clienta a hacer un paréntesis en su mente, se va a conseguir una mayor integración de todos los productos y, como consecuencia, unos beneficios muy superiores en su piel”, agrega Alejandra. Un paréntesis que arranca con una inmersión de realidad virtual de apenas dos minutos en el que se busca la relajación de la mente. En esta ocasión, el capítulo del Mindful Touch, se centra en dos aspectos básicos del mindfulness: la respiración y las afirmaciones positivas. Por un lado, ayuda a controlar las inspiraciones y las espiraciones, hasta distanciarlas el tiempo necesario para lograr una sensación de paz y plenitud. Por otro, el audio que acompaña el tratamiento incluye unos mantras muy especiales que invitan a mejorar el estado de ánimo. Para ofrecer una experiencia holística, que actúe en el cuerpo y en las emociones y lo haga a través de todos los sentidos, Natura Bissé ha elegido el Centro de Wellness & Spa Santuario LeDomaine, en Abadía Retuerta LeDomaine, para ofrecer los primeros tratamientos.

Aplica el mindfulness y mejora tu salud

Existe mucho desconocimiento alrededor de esta práctica que, en realidad, no es necesariamente meditar como muchos piensan. “La meditación es un ejercicio. Es como el que va a muscular su cuerpo y necesita para ello una pesa. Esa pesa sería la meditación”, apunta Alejandra. El mindfulness iría antes, sería esa resistencia o ese fondo que es necesario tener antes de someterse a entrenamientos más duros. En realidad, se trata de una experiencia que busca tomar conciencia de quién eres. No de lo que haces por inercia o de lo que la sociedad demanda de ti, sino de quién eres tú. “Te invita a tomar conciencia de las cosas, a ver cuál es tu personalidad, cuál es tu reactividad y a partir de ahí tomar decisiones que van más acorde con tu salud holística (cómo piensas, qué sientes, qué haces y quién eres)”.

Comprender cosas de nosotros mismos es básico, pero es algo que, en nuestra sociedad, parece no estar de moda. En plena vorágine de redes sociales buscamos la aprobación del entorno, que nos digan si se nos ve o no estupendos... “Pisar el freno y entregarse a hacer un viaje interior no está de moda”, argumenta Alejandra. Pero esa toma de conciencia puede hacer mucho por ti. Está científicamente demostrado que la práctica del mindfulness diaria, de 10-15 minutos al día, puede revertir tu edad biológica hasta siete años; frenar durante algunos minutos cada día, además de rebajar tu estrés, te llevará asimilar mejor no solo los nutrientes de los productos que te apliques sobre el rostro, sino de los alimentos que comas. Además, te ayudará a redescubrir cuáles son las cosas realmente importantes y, por tanto, a ser un poco más alegre. Y ya sabes lo que dice la psicodermatología: el mejor truco para una piel radiante es ser feliz".

Más sobre

Regístrate para comentar