¿Por qué Victoria incluye apio en el desayuno de Cruz Beckham?

La diseñadora revela que su hijo adora este depurativo ingrediente en su primera comida del día

Muchas veces te hemos hablado de exóticos ingredientes, muchos de ellos procedentes de latitudes lejanas, algunosdesconocidos en nuestra cultura alimenticia hasta hace relativamente poco. Hoy el protagonista, gracias a los Beckham, es un ‘vecino cercano’. Te hablamos del apio, una hortaliza de ligero sabor amargo, originaria de la zona mediterránea y consumida desde tiempo de los egipcios y romanos. ¿Y qué tienen que ver Victoria Beckham y su familia en todo esto? Hace apenas unos días, la diseñadora compartía una imagen en su Instagram Stories en la que hablaba de los gustos para el desayuno de sus hijos. Y, en concreto, explicaba que Cruz 'adora el apio (para desayunar)'. Tal vez no sea lo más habitual, pero lo cierto es que nos ha surgido la curiosidad para saber qué nos puede aportar este alimento a nivel nutricional, y lo cierto es que hemos descubierto que estamos ante un potente depurativo, tal y como nos explican los expertos.

ApioVER GALERÍA

Lee también: Harper Beckham desayuna lo mismo que los ángeles de Victoria's Secret

Acción diurética y pocas calorías

Myriam Yébenes, directora del Instituto de Belleza y Medicina Estética Maribel Yébenes, considera positiva su inclusión en nuestra dieta. “Es más que beneficiosa y recomendable, ya que aporta fibra, proteínas, antioxidantes y flavonoides, además de vitaminas y minerales como el potasio, el sodio, hierro, magnesio, fósforo, selenio y calcio”.

Pero ¿qué nos puede aportar? Tal vez no lo sabías, pero puede echarte además una mano contra la piel de naranja. Nos lo explica Marta Vallejo, especialista en Nutrición y Dietética de Clínica Opción Médica: “Es muy rico en agua, diurético y de bajo valor calórico, lo que lo convierte en un gran aliado para combatir la celulitis. Tiene muchos micronutrientes como potasio y calcio, vitaminas A, C y folatos. Su acción diurética se debe a su aceite esencial, que tiene un efecto dilatador y favorece la eliminación de agua y sustancias tóxicas por la orina”. Este alto contenido en agua y su escaso aporte calórico (tan solo 20 calorías por cada 100 gramos), hacen del apio un alimento perfecto si estás intentando cuidar la línea.

Y no solo eso, sino que también nos echará una mano cuando estemos ‘flojos’. “El apio nos ayudará a luchar contra virus y bacterias, suponiendo una valiosa ayuda en periodos de gripes y catarros, o cuando sintamos que nuestro sistema inmune está debilidado. También es útil en procesos inflamatorios como la artritis, el reumatismo y la soriasis”, nos explica Myriam Yébenes. Laura Parada, nutricionista de Slow Life House, por su parte, destaca su gran poder antioxidante: “Hay estudios que apuntan a que la luteolina, un flavonoide presente en el apio, estimula la función cognitiva, y destaca por su acción antioxidante, captador de radicales libres, agente en la prevención de la inflamación y modulador del sistema inmune”.

¿Cómo podemos tomarlo? Mientras que sus hojas se suelen utilizar como condimento, los tallos pueden consumirse tanto crudos (en ensaladas, para crudités) como cocidos (asados, gratinados, en salsa, como guarnición...). Myriam Yébenes recomienda que “para aprovechar todos sus beneficios, debemos optar por aquellas formas de preparación que no degraden sus activos, primando las cocciones al vapor o crudo”. Coincide con ella la especialista de Opción Médica, quien matiza que “es bueno tanto en su versión cruda como cocinada, pero no hay que abusar en crudo ya que puede ser indigesto en cantidades grandes por el tipo de fibra que contiene. Es una muy buena opción consumirlo en ensaladas o bien con hummus, que resulta delicioso”, nos cuenta.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más