Calvin Klein Women

Este es el perfume más 'girlpower' del momento

El empoderamiento de la mujer visto desde los ojos de Calvin Klein quiere sacar a la luz el concepto de que las mujeres de hoy en día se nutren y hacen así mismas gracias a la influencia de muchas otras mujeres

by Hola para Calvin Klein

Las prendas, los accesorios o el maquillaje dicen mucho de quien lo lleva e incluso dejan entrever ciertos rasgos del carácter, algo que avala la psicología de la moda. Sin embargo, esa fuerza se multiplica con un perfume. La ciencia explica que los olores no solo conectan con nuestro pasado, son capaces también de transmitir emociones, sentimientos y buena parte de la personalidad. Por eso Calvin Klein Women, la primera fragancia de Raf Simons como Director Creativo de la firma, es toda una declaración de intenciones. El creativo ha querido explorar un territorio completamente nuevo para los perfumes de Calvin Klein y conseguir un aroma que se convierta en la representación de la autoexpresión más auténtica de la mujer, como si se tratara de un sello propio con el que mostrar el estilo, la personalidad de la mujer que lo lleva y descubrir el mundo a través de sus ojos. Consigue una muestra gratuita y déjate envolver por todos sus matices. 

Explora así un universo femenino diferente y singular que ha tratado de ejemplificar con la elección de Lupita Nyong’o y Saoirse Ronan. Lupita, ganadora de un Premio Oscar como mejor actriz de reparto por su papel en 12 años de esclavitud, y la actriz estadounidense Soirse Ronan, conocida por su interpretación en la película Lady Brid, encarnan la imagen de la mujer actual. Una chica que es creativa, única, muy expresiva y llena de seguridad en sí misma. Que tiene múltiples facetas y contradicciones que ha llegado a convertirse en lo que es gracias a la influencia de muchas otras que le han ayudado a definirse y construirse como persona. Una mujer convertida en un referente social gracias a la historia y a sus logros como mujer.

Porque, el paso del tiempo, ha desvelado que siempre han existido mujeres poderosas que han querido cambiar el mundo con su mirada. Algunas han mejorado el mundo con sus inventos, como Joy Mangano, a la que dio vida en la gran pantalla Jenifer Lawrence. Esta estadounidense, madre soltera de tres hijos, creó una herramienta para el suelo que se podía escurrir sin necesidad de mojarse las manos. Un invento que revolucionario. Otras, como Malala Yousafzai, lucharon por los derechos civiles, especialmente de las mujeres. Una misión que le valió el Premio Novel de la Paz en 2014. Marie Curie lo arriesgó todo, hasta su propia vida, por seguir su pasión como investigadora. Un trabajo que le llevó a descubrir el Polonio y el Radio como elementos químicos. Valentina Tereshkova fue la primera mujer en viajar al espacio y en hacerlo en solitario en 1963. Nombres propios en una lista que casi podría ser infinita.

Si algo tienen en común todas ellas es que han demostrado que luchar por las convicciones y los sueños es posible. Y que ese poder femenino, emana de los actos y la actitud hacia la vida. Una fortaleza a la que Simons aporta un aroma de bayas de eucalipto, flor de naranjo y madera de cedro de Alaska. Una mezcla llena de dualidades que es al mismo tiempo atemporal y contemporánea y que crea, alrededor de quien se rocía con ella, un halo de confianza y fuerza subyacente. Luminosa y sensual, esta fragancia es una celebración del espíritu libre, los sueños revolucionarios y la auténtica belleza de la feminidad moderna, esa que se manifiesta en un sinfín de personalidades y rasgos. Esa originalidad se refleja también en el diseño del frasco que deja entrever ese lado imperecedero y atemporal en la silueta de líneas rectas y minimalistas que lo componen. La mirada única de cada mujer queda patente en el tapón, adornado con la fotografía de un ojo femenino. Un trabajo capturado por la artista Anne Collier que es también responsable de los retratos de la campaña.

Más sobre: