Por qué Harry y Meghan no tendrán que correr amonestaciones antes de su boda

by Carolina Soto

Los últimos preparativos antes de la boda del Príncipe Harry y Meghan Markle están casi listos justo a nueve días de su boda. Llegar al altar no es cosa fácil y los novios deben de cumplir con algunos requisitos para poder contraer matrimonio. Pero hay un detalle que es requisito para las ceremonias religiosas, que en esta ocasión Harry y Meghan han podido dejar de lado: las amonestaciones. Y es que la Iglesia de Inglaterra ha confirmado que en esta boda en específico no es necesario correrlas, ¿por qué?

Príncipe Harry y Meghan MarkleVER GALERÍA

Las amonestaciones son un requisito legal en las bodas religiosas de la Iglesia de Inglaterra, lo que significa que los novios deben anunciar sus próximas nupcias a los feligreses en tres domingos durante tres meses antes de la ceremonia. Sin embargo, de acuerdo a un vocero de la Church of England, la selección de capilla de los novios hace que no sea necesario correr las amonestaciones, ya que la St. George’s Chapel es un templo real.

Las amonestaciones solo son leídas en servicios que se llevan a cabo en iglesias parroquiales. Las bodas que son llevadas a cabo en templos reales o iglesias o capillas que no son iglesias parroquiales requieren una licencia especial”, ha explicado a HELLO! este vocero. Harry y Meghan se casarán el próximo 19 de mayo en la capilla de St. George del Castillo de Windsor. A esto se refiere el vocero de la Iglesia, al explicar que se trata de un templo real, pues se encuentra en propiedad de la Reina Isabel dentro del Castillo, así que no está presidida por un obispo o arzobispo, ni pertenece a las 44 diócesis de la Iglesia de Inglaterra, sino a la Monarquía.

Meghan MarkleVER GALERÍA

MÁS NOTICIAS COMO ÉSTA

Ésta es la flor que no faltará en el ramo de novia de Meghan

Por qué Meghan Markle no será princesa

A pesar de que no tuvieron que cumplir con este requisito, la novia sí quiso seguir con una tradición antes de su matrimonio. Por voluntad propia, Meghan fue bautizada en marzo pasado en la fe de su futuro marido. Personalmente, el Arzobispo de Canterbury –quien oficiará la boda y que está preparando a los novios para el gran día- fue en encargado de llevar a cabo el bautismo. “Fue muy especial. Fue hermoso, sincero y muy conmovedor. Fue un gran privilegio…Tú sabes al final del día son dos personas que se han enamorado, que están comprometiendo su vida el uno al otro con las palabras más hermosas y profundos pensamientos, que lo hacen en presencia de Dios”, explicó el Arzobispo a ITV News.

Príncipe Harry y Meghan MarkleVER GALERÍA

 

Más sobre

Regístrate para comentar