¡Hasta las lágrimas! Raúl de Molina hizo llorar a su hija por un conmovedor regalo que él recibió

Mia, la hija de Raúl de Molina, regresó a casa para Navidad y le dio excelentes noticias a sus papás

Desde que Mia, la hija de Raúl de Molina, se encuentra estudiando la universidad en Washington, la joven pasa menos tiempo con su familia en Miami. Por ello, la época navideña fue la fecha ideal para reunirse con sus padres en casa, en donde despertaron emocionados la mañana de la Navidad para abrir los reglaos que Santa dejó debajo de su árbol. El presentador de El Gordo y la Flaca aprovechó el momento para mostrar a sus fans el gran regalo que recibió de su hija y que lo hizo sentir muy orgulloso, pues se trató de la boleta con las notas que la joven obtuvo en este periodo escolar.

Mia de MolinaVER GALERÍA

Feliz con tener a su única hija de regreso en casa, Raúl mostró a todos la gran cantidad de obsequios que había para cada uno. Sin embargo, el más especial fue la buena noticia de Mia, quien llegó a su hogar para contar a sus papás lo bien que le había ido en sus clases. "Feliz Navidad, Mia, te quiero mucho. ¡Y gracias por las buenas notas en la universidad", dice contento Raúl mientras su esposa Millie y su hija están sentadas junto al árbol.
Notas relacionadas:

- Cómodo y práctico, así es el dormitorio universitario de Mia, hija de Raúl de Molina

- La aventura de Raúl de Molina y su familia, de safari por el desierto de Qatar

Mia trató de ocultarse tras su mamá, al mismo tiempo que su padre revelaba cuáles fueron sus calificaciones. "Mia obtuvo en la universidad tres A y dos B. ¡Felicidades!", dijo él mientras Millie no dejaba de besar a su hija. Sin embargo, Mia no logró contener el llanto y aunque se trataba de un momento lleno de alegría, prefirió que su papá dejara de grabar. "Detente", expresó tratando de ocultar su rostro, una petición que el presentador de Univisión cumplió.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Raul De Molina (@rauldemolina) el

Días relajados en casa, después de varias semanas de estrés en la universidad

Al finalizar el verano pasado, Mia se mudó a un dormitorio en la universidad en la que comenzó sus estudios en negocios internacionales. Un par de semanas después, Raúl reveló en El Gordo y la Flaca que su hija se estaba enfrentando a un periodo lleno de estrés por las tareas y actividades que parecían agobiarla un poco. "Mi hija llamó ayer para contarnos que por primera vez en su vida ha tenido que estudiar por cuatro horas sin parar", dijo a finales de agosto. Para evitar distracciones, la joven pidió a sus papás que no la buscaran por unas horas. "Nos dijo que por favor no la llamáramos sino hasta hoy a las 10 de la mañana, porque su clase empieza a las 11", agregó Raúl sobre la petición de su hija, misma que lo hizo sentir bastante orgulloso. Ahora, el conductor se siente aún más contento porque Mia aprendió que si se esfuerza, los resultados que obtiene serán siempre favorables.

Raúl de Molina y su hija MiaVER GALERÍA

More about