Gracias a una prueba de ADN Mitch Yurkovich un hombre que había sido dado en adopción desde bebé, logró encontrar a sus padres biológicos… ¡37 años después!

Tras una larga búsqueda, este hombre adoptado logró encontrar a sus padres biológicos… ¡37 años después!

Gracias a una prueba de ADN Mitch Yurkovich un hombre que había sido dado en adopción desde bebé, encontró a sus progenitores… ¡37 años después!

Mitch Yurkovich actualmente vive en Michigan con su esposa y cuatro hijos, su historia comenzó cuando fue dado en adopción apenas unas horas de haber llegado al mundo. Sin embargo, tras una vida plena con su familia adoptiva, quienes siempre lo llenaron de amor y le hablaron con la verdad sobre su llegada, él tenía bastante curiosidad por conocer a sus padres biológicos, saber dónde y cómo estaban. Puesto que la madre biológica le había dejado una carta que él recibió siendo adolescente.

Cuando los padres biológicos decidieron dar en adopción a Mitch, se realizó de forma cerrada, es decir, dejando sin información absoluta para ambas parejas. La carta que la madre dejó junto con el bebé y la cual provocó el deseo en el hombre de dar con el paradero de sus padres, decía: “Espero conocerte cuando seas mayor, cuídate mucho y se muy feliz siempre amor”, con firma de la madre biológica. 

Decidido por averiguar sobre sus padres, se sometió a una prueba de ADN a través de la web MyHeritage, que se dedica a conectar personas adoptadas con sus padres biológicos. Después de unos meses, llegó la buena nueva, en conjunto a las buenas noticias venía una fotografía de sus padres biológicos y el parecido con él… ¡era impresionante!

Mitch contactó por medio de un correo electrónico a su padre llamado Scott Shaffer, quien vive en Nuevo México; presentándose y preguntando por su madre. Cuenta que su respuesta superó lo imaginable, pues en su respuesta le reveló que seguían juntos y tenían dos hijos más, es decir, una hermana y un hermano para Yurkovich. La madre Mary Shaffer, también escribió explicando que fueron padres muy jóvenes y que tomaron esa decisión porque ella había crecido en un hogar adoptada y creyeron era lo mejor para él.

MÁS NOTICIAS RELACIONADAS:

El encuentro no se hizo esperar, con las emociones a flor de piel Mitch compartió a medios locales parte del emotivo momento “Fue increíble lo mucho que puedes extrañar alguien que ni siquiera conociste antes, es inolvidable lo que sentí”, conmocionado finalizó. Sus hermanos estaban encantados de poder conocerlo y disfrutar de un gran momento estando completos. Los padres adoptivos dicen sentirse felices de que él logró conocerlos y esperan reunirse todos juntos pronto. Mitch agregó, “Con mucho humor le dije a mi madre Mary, sí me cuide y sí, fui muy muy feliz”, bromeó fascinado. 

Más sobre

Leer más