EXCLUSIVA: Los invitados de David Bisbal y Rosanna Zanetti abandonan la finca donde se celebró el 'sí, quiero'

Familiares y amigos íntimos acompañaron a la pareja en su enlace, organizado en Ayllón, Segovia

David Bisbal y Rosanna Zanetti ya son marido y mujer. La pareja se dio el “sí, quiero” este lunes por sorpresa en Ayllón, un pequeño municipio de poco más de mil habitantes situado al nordeste de Segovia, a apenas 140 kilómetros de Madrid. La pareja ha tenido la boda de sus sueños: “Romántica, emotiva, discreta y en la más absoluta intimidad”, según ha escrito el propio cantante en sus redes sociales en el momento en el que ha comunicado la feliz noticia. Después de celebrar con los novios su amor y disfrutar de la fiesta, llegó el momento de hacer las maletas y regresar a la normalidad. Según ha podido saber HOLA.com, sobre las 16:30 horas de este martes, se ha visto a algunos de los invitados abandonando los Claustros de Ayllón, la espectacular finca que David y Rosanna han elegido para casarse.

Boda David Bisbal y Rosanna ZanettiVER GALERÍA

invitadaVER GALERÍA

Varias furgonetas oscuras esperaban dentro del recinto, donde después de comer ha habido un intenso trajín de maletas. También se ha visto a algunos de los seres queridos del recién estrenado matrimonio, entre los que se encontraban muchos niños, abandonando este enclave único, conocido en la zona como el antiguo convento de San Francisco, y que actualmente alberga las ruinas de este monasterio con más de 800 años de historia.

coche2VER GALERÍA

Boda de David Bisbal y Rosanna ZanettiVER GALERÍA

- INFORMACIÓN EXCLUSIVA: Así ha sido la boda de David Bisbal y Rosanna Zanetti en Segovia

- Un idílico escenario, música de Gladiator... todos los detalles del enlace de David y Rosanna

- David Bisbal y Rosanna Zanetti se casan por sorpresa

Además de festejar su boda, en los Claustros de Ayllón han pasado la noche los novios y algunos de sus invitados más cercanos. Los familiares ocuparon las 19 habitaciones del hotel del complejo que no fueron suficientes para alojar a todos sus asistentes, entre una veintena y una treintena. Por eso, parte de ellos tuvieron que hospedarse en el pueblo, a un kilómetro del impresionante complejo. El establecimiento elegido fue el Hotel Ayllón, de cuatro estrellas y situado en la Plaza Mayor de la localidad. Cuenta con 18 habitaciones a un precio medio de 90 euros y destaca por su arquitectura típicamente castellana.

invitadoVER GALERÍA

Antes de que a las 20:00 horas de este lunes el almeriense y la venezolana pasaran por el altar, disfrutaron de un almuerzo familiar. Tras ello, los novios pudieron arreglarse con calma para estar deslumbrantes en su boda, que tuvo una atmósfera de lo más íntima con una iluminación mágica. Rosanna estaba radiante con un vestido de Pronovias de escote corazón y corte sirena. Tras la ceremonia religiosa empezó la fiesta con un escenario y música flamenca.

hotelVER GALERÍA

Más sobre

Regístrate para comentar