Para su cumpleaños número 103, esta mujer recibió a la mejor compañía

Al recibir el mejor regalo de cumpleaños, esta mujer de 103 años hasta se olvidó de su fiesta

Cumplir 103 años de edad es algo muy especial que poca gente ha logrado. Por ello, el cumpleaños de Lillian, una residente de Utah, tenía que ser de lo más especial. Sus amigos de la casa de retiro en la que vive no dudaron en organizar para ella una fiesta en la que además de demostrarle lo mucho que la quieren, le dieron el mejor regalo que podría pedir.

Cumplió 103 años y recibió el mejor regaloVER GALERÍA

Todos estuvieron involucrados en la celebración que estuvo llena de comida, decoraciones para la cumpleañera y muy buena compañía. Lillian estaba contenta, celebrando un año más de vida y dejándose consentir por sus compañeros del lugar y las personas que ahí trabajan.

Pero toda esa felicidad no tuvo comparación cuando Lillian recibió un regalo de cumpleaños bastante especial. Hace unos años murió su mascota, un gato llamado Sammy al que ella le tenía mucho cariño. Era su amigo, compañero y el que siempre estaba a su lado. Desde entonces, deseaba tener otro amigo felino que la hiciera sentir igual que Sammy.

Notas relacionadas:

- Escondió en su vestido de novia 'algo azul' en homenaje a su padre

- A sus 81 es una sensación con su canal en YouTube

El destino sabe muy bien en dónde colocar sus piezas y al otro lado de la ciudad, había un gato sin hogar buscando un dueño que se ocupara de él y le diera mucho amor. Los asistentes de la casa de retiro en la que habita Lillian sabían el gran deseo de la mujer por tener una nueva mascota y, antes de la gran celebración, se pusieron en contacto con el albergue animal St George, en donde encontraron a Marley, un gato negro y atigrado de 9 años de edad en busca de un hogar. Contentos por haberlo encontrado, lo llevaron a la fiesta como un invitado bastante especial.  

Cumplió 103 años y recibió el mejor regaloVER GALERÍA

La mejor sorpresa que pudo recibir

Lillian ni siquiera imaginaba lo que sus amigos habían planeado, por ello es que cuando llegó el oficial Joe Harredine, no prestó tanta atención. "Lillian quedó sorprendida y muy feliz al ver a Marley durante el almuerzo de su cumpleaños", contó el oficial a The Dodo. "De inmediato tomo a Marley, lo recostó en su regazo y vimos cómo nació una amistad instantánea cuando se abrazaron", agregó emocionado de verla feliz.

Lillian no podía dejar de sonreír, pero aún no comprendía que el gato era para ella. La abuelita pensaba que sólo le habían llevado a Marley como visita por su cumpleaños y que horas después tendría que despedirse de él. Cuando le confirmaron que era su nueva mascota, Lillian no pudo contener el llanto de felicidad. "Lo abrazó aún más. Pudimos ver una conexión entre ambos. Ella quedó con una gran sonrisa".

Cumplió 103 años y recibió el mejor regaloVER GALERÍA

De inmediato, sus compañeros se acercaron a ella para abrazarla y conocer a Marley, quien también estará al cuidado de sus amigos. Lillian, emocionada, incluso se olvidó de la fiesta pues lo único que quería era estar cerca de su nuevo mejor amigo.

Más sobre