La lección que esta joven madre le dio a su hijo y que está revolucionando las redes

A la madre no le gustó la actitud que tenía el chico frente a sus compañeros que compraban ropa en tiendas de beneficencia

Una madre decidió darle una lección a su hijo que nunca olvidará. Esta anécdota ha servido de ejemplo para que otros chicos entiendan que no se puede juzgar a las personas por la apariencia.

Cierra Brittany Forney -una joven madre que vive en Alabama- notó que su adolescente de 13 años tenía una actitud errónea frente a las personas menos afortunadas. El chico se burlaba de sus compañeros que vestían ropa comprada en tiendas de beneficencia y de buena voluntad. Entonces la ingeniosa madre decidió que era momento de darle una lección a su hijo y lo obligó a comprar ropa en una de estas tiendas con tan solo 20 dólares para que luego la usara en la escuela durante toda la semana.

“Últimamente mi hijo de 13 años ha estado actuando un poco... soberbio. Actúa como si él fuera demasiado bueno como para comprar en Wal-Mart o suele hacer comentarios sarcásticos sobre los niños en la escuela que compran en Goodwill (una tienda de beneficencia) y esas otras cosas. Yo no tolero eso. Hoy, se llevó sus 20 dólares a Goodwill para comprar la ropa que llevará toda la semana a la escuela. Lo que sea que encuentre es lo que tendrá que usar”, contó la madre quien también relató que el chico no parecía muy complacido con el castigo y hasta derramó algunas lágrimas.

“Quiero enseñarle a mis hijos que el dinero no lo es todo y, si vas a degradar a otras personas por la ropa que compran, entonces tú también vas a comprar allí”, escribió la joven madre junto a una imagen que compartió en su cuenta de Facebook. En ese momento, Cierra no sabía que su publicación se volvería viral. Hasta ahora ha sido compartida más de 270 mil veces y ha alcanzando más de 190 comentarios y 599 mil likes. En los comentarios, las personas han debatido sobre si lo que hizo la madre está bien o no, pero la mayoría aplaudió la actuación de la madre.

“Cómo quisiera que más padres fueran como tú. Este niño aprenderá a no sentirse diferente de aquellos que tienen menos fortuna”, comentó una usuaria de la red social en el post. Su primera fotografía tuvo tanta influencia en los internautas que decidió publicar una segunda publicación para explicar que su hijo estuvo de acuerdo con que subiera la controversial fotografía. Y reiteró que solo “quería enseñarle a él que el dinero y la ropa de marca no cambia lo que eres como persona. Él puede seguir siendo un niño adorable e increíble sin su ropa cara”.

Y admitió que el comportamiento de su hijo ha sido influenciado por ella y su marido: “Mi esposo y yo somos también culpables en su expectativa de siempre usar ropa de marca. Nosotros nos casamos muy jóvenes y siempre hemos querido darle lo que nosotros nunca tuvimos de pequeños”, finalizó.

Más sobre