¿Quién es la actriz que dio la nota (de color) en los Globo de Oro?

Blanca Blanco y su sugerente vestido rojo se convirtieron en el centro de todas las miradas

La gala de la 75º edición de los Globo de Oro ha estado marcada por la lucha por la igualdad no solo sobre el escenario, con discursos con un marcado carácter reivindicativo, sino también en la alfombra roja, donde todas las estrellas han mostrado su apoyo al movimiento #MeToo (Yo también) y la campaña Time’s Up, con los que han querido alzar la voz contra la desigualdad de género, el abuso y acoso sexual en Hollywood luciendo estilismos de color negro.

El dress code para este año estaba claro. De hecho, varios actores y actrices confesaron su decisión de decantarse por este color días antes de la entrega de premios, que se ha celebrado en el hotel Beverly Hilton de Los Ángeles. Sin embargo, algunas invitadas prefirieron decantarse por otras tonalidades, como es el caso de las actrices Blanca Blanco y Barbara Meier, o la presidenta de la Asociación de la Prensa Extranjera, Meher Tatna.

Blanca BlancoVER GALERÍA

Sin embargo, fue Blanca la que se convirtió en el centro de todas las miradas a su llegada. ¿El motivo? Las redes sociales se convirtieron en un hervidero de críticas no solo porque eligiera el rojo y no el negro, sino porque luciera un vestido de terciopelo con un sugerente escote asimétrico y amplia abertura lateral. Un diseño que no dejó indiferente a nadie y que para muchos ha sido considerado poco apropiado. 

"La vergüenza es parte del problema", escribió la californiana, que no dudó en recurrir a su cuenta personal de Twitter después de ver los innumerables comentarios que estaba provocando su estilismo. "El asunto es más importante que el color de mi vestido #TIMESUP", añadió. Y es que mientras algunos lanzaron duras acusaciones contra ella, hubo otros que opinaron que cada mujer es libre de elegir cómo se quiere vestir y que su elección no implicaba que no apoyara el movimiento contra el acoso sexual. ¿A tí qué te parece?

Blanca BlancoVER GALERÍA

Blanca, que acudió a la gala acompañada de su pareja, el actor de la serie de televisión Dark Angel John Savage, de 68 años, también quiso salir al paso de las críticas en unas declaraciones que concedió al portal Refinery29. "Me encanta el rojo", explicó, y añadió: "Usar el color rojo no significa que esté en contra del movimiento de #timesup. Lo aplaudo y apoyo a las valientes actrices que siguen rompiendo el círculo del abuso a través de sus acciones y sus elecciones respecto a la hora de vestir. Estoy emocionada con el movimiento Time’s Up porque el cambio ya era necesario".

La actriz, que el próximo 22 de enero cumplirá 37 años, y ha participado en películas como TorchAmerican Romance, Beverly Hills Christmas o Showgirls 2: Penny's from Heaven, ya se convirtió en una de las inesperadas protagonistas de la alfombra roja de los Oscar del año pasado debido al lapsus que tuvo con su vestido, que se rompió y provocó que enseñara más de la cuenta. 

Barbara MeierVER GALERÍA

Como decíamos, Blanca Blanco no fue la única que no apostó por el negro. La modelo alemana Barbara Meier, o Meher Tatna, presidenta de la Asociación de la Prensa Extranjera, que es de origen indio, eligieron darle color a la noche con sus llamativos vestidos. "Muchas mujeres usarán hoy el color negro en la alfombra roja como parte del movimiento Time's Up. ¡Creo que es una gran iniciativa y extremadamente importante! Sin embargo, he decidido llevar un vestido colorido. Si queremos que sean los Globo de Oro de las mujeres fuertes que luchan por sus derechos, creo que es un error no llevar ropa sexy y dejar que la gente nos arrebate el placer de mostrar nuestra personalidad a través de la moda", dice Meier en un post que ha compartido en sus redes sociales. "Hemos luchado durante mucho tiempo por la libertad de ponernos lo que queramos y está bien vestirse un poco más sexy. Si ahora limitamos esto, porque algunos hombres no se pueden controlar, en mi opinión es un gran paso atrás. No deberíamos tener que vestirnos de negro para que nos tomen en serio. Las mujeres estadounidenses deben brillar y ser coloridas. Al igual que lo es nuestra naturaleza. Creo que esto simboliza nuestra libertad y nuestra fuerza. Pero para dejar en claro: ¡Han pasado muchas cosas malas y nunca deberían volver a suceder!". 

Meher TatnaVER GALERÍA

Más sobre

Regístrate para comentar