Ricky Martin dice que sus hijos lo hacen sentirse “más poderoso que Superman”

El astro puertorriqueño, ‘Humanitarian of the Year’ de HOLA! USA, nos contó cómo y por qué quiere cambiar el mundo

Para Ricky Martin, 2017 ha sido un año de logros y alegría —no sólo se lució en conciertos por América y Europa, sino que además graba la serie American Crime Story y ha encontrado la estabilidad junto a su prometido, Jwan Yosef—, pero también un tiempo de desafíos inesperados. Uno de ellos fue convertirse en una de las caras más visibles de los esfuerzos humanitarios tras los desastres causados en Puerto Rico por el huracán María y el terremoto que azotó a México. Recaudó millones de dólares para los damnificados y viajó a las zonas de la tragedia para llevar personalmente la ayuda, y entregar su sonrisa y su abrazo. Todo eso lo convirtió en el primer Humanitarian of the Year de HOLA! USA, un honor que lo tiene en portada de la edición de diciembre de nuestra revista.

ricky-martin-dec-cover-690x900-zVER GALERÍA

Y aunque el historial de Ricky como activista y filántropo es de larga data —la fundación que lleva su nombre y combate el tráfico de personas tiene más de una década de existencia— este último episodio tiene un componente muy especial: sus hijos Matteo y Valentino.

Según confesó el astro boricua a HOLA! USA desde su casa en Los Angeles, fue uno de estos gemelos de 9 años el que le entregó la mayor inspiración para seguir adelante luego del impacto de María.

ricky-martin-humanitarian-1-610x366VER GALERÍA

“Me deprimí cuando vi a mi islita tan frágil”, indicó el cantante y actor que este diciembre cumple 46. “Me metí en la ducha a llorar, era un llanto desgarrador. Y de la ducha me pude haber metido a la cama, y me pude haber quedado en la cama tres días. Pero me sequé y fui a mi norte, fui a mis hijos”.

Al explicarles lo que había sucedido y preguntarles qué querían hacer, uno de ellos no dudó: “Papi, pues yo quiero abrir mi piggy bank. Quiero entregarlo todo”.

Emociónate junto a Ricky en este video exclusivo:

Esa oferta solidaria —resultado de la empatía que dice trabajar para transmitir en su hogar— lo hizo sentir como el más poderoso de los superhéroes. “Superman es un tonto al lado mío porque mis nenes me dieron esa perspectiva”, afirma. “Ellos no saben lo que lograron en mí. A lo mejor se enterarán ahora y lo leerán cuando sean grandes y entenderán lo que hicieron por mí. Porque si ellos dieron su alcancía, yo tengo que dar la mía”.

“Estas tragedias van a traer muchos, muchos héroes”, dice con voz firme este activista incorregible. “Ya hay muchos héroes en la calle”.

Para leer la entrevista completa, adquiere la edición de diciembre de HOLA! USA, o suscríbete aquí

 

Más sobre

Regístrate para comentar