Francisco Rivera llora al recordar a su madre: 'Fue difícil ser su hijo, pero fue maravilloso'

El torero, que también se emocionó al hablar de Lourdes Montes y sus dos hijas, pronunció unas duras declaraciones sobre Isabel Pantoja. 'No me gustaría estar en su pellejo cuando se encuentre con mi padre', dijo durante su visita a 'El Árbol de tu vida', de Toñi Moreno

El programa de Toñi Moreno -El árbol de tu vida, de Antena 3- no podía arrancar mejor. Con imágenes de su boda con Lourdes Montes, la mujer de su vida, que también confesó algún que otro secreto. “A mí es que me encantaba, yo tenía mi carpeta forrada con fotos de Fran, desde chica”, reconoció. La pareja se casó por lo civil el 14 de septiembre de 2013 en Ronda. “Quedará fatal que yo lo diga, pero mi boda de todas las que he ido es la más bonita, me pareció preciosa”, declaró.

Francisco Rivera explicó que se enamoró de Lourdes nada más verla en la Feria de Abril de Sevilla. Sin embargo, al ser sobrina de su gran amigo, José Manuel Soto, fue con mucha cautela. Al principio, Lourdes no se “fiaba” de él. “Me lo puso muy difícil”, dijo Francisco. Ahora, forman una preciosa familia en la que tienen muy presente a Cayetana, la hija que el torero tuvo con Eugenia Martínez de Irujo. “Era fundamental que Lourdes se entendiera con Cayetana y la verdad es que se llevan increíblemente bien”, contó.

Prueba de ello, es la carta de Cayetana que Lourdes entregó a Francisco en el programa. “Traigo un trocito de Cayetana, que no sé si lo vas a poder leer sin emocionarte. Pero inténtalo”, le animó su mujer. Y él lo intentó, aunque entre lágrimas: “Siempre me he sentido orgullosa de la familia que pertenezco (emocionado), mi niña, aunque mucho no los he conocido, sé cómo son gracias a ti (llora) siempre me has hablado de ellos, en especial de mi abuelo, que sé que era un hombre bueno, luchador que nunca se rendía y, por supuesto, la abuela Carmen, esa persona que no sé cómo describirla, creo que es la mujer con menos defectos del mundo. No leo más (emocionado)”.

“Nada se puede comparar al amor de un hijo, y las dos son geniales. Cayetana es especial, quizás por todo lo que ha vivido, y Carmen es un ángel, nos tiene completamente arrebatados a todos, es excepcional”, reveló el torero lleno de orgullo tras ver un vídeo en el que su hija pequeña le mandaba muchos besos.

Francisco recordó con cariño a sus padres durante toda la entrevista. Dijo que Paquirri estaría encantado con sus hijas, porque siempre quiso tener una niña, y al hablar de Carmen Ordóñez, rompió a llorar. “Fue difícil ser su hijo, pero fue más maravilloso que difícil. Ella tenía debilidad por mí entre todos sus hijos…”, señaló. "Somos rocieros y le tenemos fe a la virgen del Rocío. Con ocho años hice mi primer camino, luego ya los campamentos… luego empecé a torear y se acabó el Rocío. Cuando ya se había ido, volví al Rocío...", manifestó. Y lo hizo para conocer a los amigos de su madre, doctor Kely, Alex el gordo y el Pay. Hasta entonces, como dijo Toñi Moreno, Francisco "no quería saber nada" de ellos porque para él eran "la fiesta". Sin embargo, ahora son sus íntimos amigos. 

Uno de sus amigos, contó que Cayetana, la hija de Francisco, es exactamente igual que Carmen Ordóñez. "El pelo, la forma de decir las cosas...". Algo, que el torero subrayó después: "Tiene cosas que da hasta miedo... gestos, reacciones que dices ¡madre mía! esto no lo ha visto nunca y le sale..". Pero al ver un vídeo de su madre cuando era pequeña, exclamó: "Igual que mi hija Carmen ahora mismo...". 

Pero ahí no quedaron las sorpresas. Francisco recibió la visita de Cayetano, su compañero de viaje. Los hermanos Rivera, además de recordar su infancia, hablaron sobre la herencia de su padre. “La esperanza no se pierde, después de 32 años lo que te llena de indignación es una vergüenza muy triste. Pero bueno, yo esa conversación que tendrán algún día me encantaría verla, pero no me gustaría estar en el pellejo de quien va a tener esa conversación con mi padre, que sea dentro de mucho, pero esa conversación la va a tener que tener sí o sí”, puntualizó haciendo alusión a Isabel Pantoja.

Francisco y Cayetano confirmaron que no ahondan más en el tema por respeto a Kiko Rivera. “Es nuestro hermano y no tiene culpa de nada, al contrario, sabemos que él querría que nosotros tuviéramos nuestras cosas, pero es incomprensible. De hecho, Francisco afirmó tener el “fundón de espadas” de su padre gracias a Kiko: “Me lo trajo mi hermano cuando la boda… Estaba en el testamento, como que me lo tenían que dar a mí, que me pertenecía”. El torero también comentó que Cantora le da mucho respeto. “Mi padre la compró antes de casarse con mi madre. Y ya se llamaba Cantora. Me da mucha pena, seguro que no la reconocería. Hace unos años estuve un día que estaba mi hermano y la verdad que no la reconozco, no soy capaz, no!".

Más sobre

Regístrate para comentar