Ben Affleck y Jennifer Garner, el ir y venir de su amigable divorcio llega a su fin

Entre la pareja de actores existe una cordial amistad que prefirieron mantener sobre sus votos matrimoniales

La separación de Ben Affleck y Jennifer Garner sólo es efectiva administrativamente, es decir, ante la ley ambos actores ya están divorciados después de dos años de ir y venir en su relación. Esta semana, finalmente firmaron su divorcio, sin embargo, entre ellos existe un gran cariño y amistad que los mantiene unidos incluso horas después de haber dicho adiós a su matrimonio.

jg4zVER GALERÍA

UNA BATALLA SIN RENCORES
La decisión de Jennifer Garner, de separarse de su esposo después de 10 años de casados, surgió luego de que empezaran a circular varios rumores de infidelidad de Ben Affleck. A mediados de 2015, se hizo pública su historia de desamor con la niñera de sus tres hijos, Christine Ouzounian, como la principal detonante. De acuerdo a medios internacionales, el romance entre el actor y la niñera fue la gota que derramó el vaso que influyó en Garner para solicitar su divorcio bajo "diferencias irreconciliables".

A pesar de que Ben estuvo un tiempo fura de casa después de que Jen emitiera la demanda de divorcio, fue cuestión de semanas para que volviera a su hogar aunque fuentes cercanas aseguraban que él se hospedaba en la casa de huéspedes.

Poco a poco Ben y Jennifer se dejaron ver juntos por las calles de Los Ángeles junto a sus hijos Violet, de 11 años, Seraphina, de ocho, y Samuel, de cuatro; como una familia que no atravesaba por la difícil decisión de separarse.

ba1zVER GALERÍA

LO PENSARON MUY BIEN
A diferencia de otras parejas que en poco tiempo han hecho efectiva su decisión de divorciarse, Jennifer y Ben lo tomaron con mucha calma. Antes de la firma definitiva, pasaron dos años después de que hicieran público un comunicado en donde explicaban sus planes de separación. “Después de considerarlo cuidadosamente, hemos tomado la difícil decisión de divorciarnos. Seguimos adelante manteniendo el cariño y la amistad el uno por el otro y con el compromiso de compartir el cuidado de nuestros hijos, cuya privacidad pedimos que se respete en estos momentos difíciles. Este será nuestro único comentario sobre este asunto, privado y familiar. Gracias por su comprensión”, anunciaron un día después de su décimo aniversario de bodas.

HALAGOS PARA JENNIFER Y VACACIONES FAMILIARES
En el tiempo en el que se anunció el divorcio, Ben se encontraba listo para iniciar la promoción de la cinta Batman Vs. Superman. Durante la conferencia de prensa que el actor ofreció en México junto al elenco de la cinta, aprovechó para reconocer el gran trabajo como madre de familia de su entonces esposa. Los halagos se repitieron para las vacaciones de fin de año de 2016, cuando la familia viajó a Montana, en donde Garner se dedicó a consentir a todos con su buen sazón.

ba4zVER GALERÍA

¿UNA SEGUNDA OPORTUNIDAD?
Esas salidas familiares y la rutina en la que ambos eran captados después de dejar a sus hijos en la escuela, hicieron creer que la pareja estaba intentando rescatar su matrimonio. Incluso pusieron en pausa el proceso legal, para luchar por el lazo que tanto los une. Sin embargo, la química como marido y mujer no fue suficiente y Jennifer retomó el proceso a mediados de febrero pasado. A pesar de ello, semanas después, en el ir y venir de su reconciliación se escribió una nueva página en la que Jen volvía a la Corte para agilizar los trámites.

DESINTOXICACIÓN DE BEN AFFLECK
Además de su sonado divorcio, Ben Affleck impactó con la declaración que hizo a mediados de marzo. El actor utilizó su cuenta de Facebook para confesar que acababa de finalizar un tratamiento para combatir su adicción al alcohol. En su publicación, Affleck mencionó a "la madre de sus hijos", Jen, como una de las personas que más lo apoyaron durante esos días.

jg5zVER GALERÍA

UN DIVORCIO AMISTOSO
Finalmente, después de idas y vueltas en el papeleo que duró cera de dos años, la pareja firmó su divorcio. Siempre juntos, sin aparentes problemas entre ellos y sonrientes, la semana pasada ambos llevaron los documentos legales al Tribunal Superior de Los Ángeles. En ellos, según informa TMZ, solicitan la custodia compartida de sus hijos. En cuanto a la cuestión económica, podrían dividir al 50% las ganancias que crearon en sus 12 años de matrimonio, pues ninguno de los dos firmó un acuerdo prenupcial.

Más sobre

Regístrate para comentar