Fallece a los 33 años de manera repentina el hijo del músico Mike Oldfield

Dougal estaba trabajando y, tras una investigación, la policía ha concluido que la muerte se produjo por causas naturales

El músico Mike Oldfield, compositor del disco Tubular Bells, afronta estos días una terrible y triste pérdida. Su hijo Dougal, de 33 años, ha fallecido de manera repentina mientras estaba en el trabajo, era asistente de edición en una productora cinematográfica en Londres. Aunque la policía investigó las posibles causas de la muerte del joven, no encontraron nada relevante en los exámenes que se le realizaron, así que han concluido que el fallecimiento se produjo por causas naturales.

mike-oldfield1VER GALERÍA

La familia envió un comunicado en el que se podía leer: “La familia está conmovida por los mensajes de cariño y apoyo. Solicitan que se respete su privacidad en estos difíciles momentos”. Tal y como informa el Daily Mail, un amigo escribió en Facebook: “Dougal nos dejó ayer, sin avisar, inesperadamente y de repente mientras estaba en el trabajo. ¿Qué puedo decir? Era para mí uno de los mejores: un alma amable, generosa, inteligente, considerada y positiva”.

Dougal era uno de los tres hijos que el músico tuvo con Sally Cooper, madre también de Molly (nació en 1979) y Luke (1986). Tras separarse de esta, Oldfield tuvo dos hijos más con Anita Hegerland, Greta (1988) y Noah (1990), y otros dos con Fanny Vandekerckhove, Jake (2004) y Eugene (2008).

Mike Oldfield fue el compositor del álbum Tubular Bells, banda sonora de la película El exorcista y que estuvo en el top de éxitos durante 250 semanas y vendió cerca de 16 millones de copias. En el año 2012 interpretó una versión renovada de este tema durante la inauguración de los Juegos Olímpicos. En 2014 volvió al mercado con un disco nuevo, Man on the rocks.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más