Francisco Rivera y Lourdes Montes, dos futuros padres fieles a su cita con la Semana Santa sevillana

El diestro y su mujer, que disimuló su estado con un vestido suelto premamá, presenciaron las procesiones del Domingo de Ramos

Fieles a su cita con la Semana Santa sevillana, Francisco Rivera y Lourdes Montes presenciaron las procesiones que este Domingo de Ramos recorrieron las calles de la ciudad hispalense. Este año sin duda estos días tienen un significado importante para la pareja, dado que serán las últimas ocasiones en las que se asomen al balcón para ver los pasos ellos solos. Dentro de unos meses llegará la alegría de la casa, una niña para la que todavía parece que no han decidido el nombre.

fran-rivera2VER GALERÍA

Tal y como la bloguera de HOLA.com comentaba hace unos días: “Tenemos una lucha... Tenemos una lista pero no coincidimos en ninguno. Yo quería que fuera un nombre diferente, pero como no nos ponemos de acuerdo, supongo que tendrá que ser neutral. Fran quiere Lourdes porque es familiar, pero por ejemplo a mí no me gusta nada”.

fran-rivera3VER GALERÍA

Cogidos de la mano, Lourdes con un vestido blanco holgado ya estilo premamá, llegaron al balcón desde el que siguieron atentamente el paso de las procesiones. Las muestras de cariño entre la pareja evidencian el excelente momento que están atravesando. Francisco miraba a su mujer con ternura y es que dentro de poco cumplirán su deseo de ampliar la familia. Esta niña será la segunda para el diestro que tiene ya una hija, Cayetana, fruto de su relación con Eugenia Martínez de Irujo.

fran-rivera1VER GALERÍA

También en Sevilla estaba el hermano de Francisco, Kiko, acompañado por su novia Irene, con el que recientemente el diestro ha tenido un desencuentro a raíz del tema de la herencia de su padre, Paquirri. Kiko hizo unas declaraciones en las que aseguraba que no daría algunos objetos de su padre a sus hermanos Francisco y Cayetano. Ante esta afirmación, Francisco respondió en las redes sociales. “Lo único que he querido siempre es poder disfrutar de algunas cosas de mi padre, cosas sin valor económico. Solo quiero para Cayetano y para mi algo suyo de torear. Y 30 años después sigo sin nada".

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más