09 ABRIL 2010

Crup

Última revisión: 2010-04-09 por Dr. Jesús Iniesta Turpín

¿Qué es el crup?

El crup es una enfermedad que se desarrolla rápidamente en niños y que está causada por una infección vírica en las vías aéreas superiores, localizada en la garganta y los tejidos adyacentes. Se caracteriza por una tos perruna.

Normalmente se produce en niños por debajo de 5 años, y en la mayoría de los casos se resuelve espontáneamente en 24 o 48 horas.

Muy rara vez, el crup es un signo de algo mucho más serio, como la difteria.

¿Cómo se contrae el crup?

El virus puede ser transmitido por las gotitas que flotan en el aire, producidas al toser o estornudar, o pasar de una persona a otra por el tacto. Desde las manos, el virus puede entrar en la membrana mucosa de los ojos y la nariz.

El crup está causado usualmente por el virus parainfluenza, aunque puede haber muchas otras causas víricas. Éstas incluyen el virus respiratorio sincitial, virus influenza tipo A, rinovirus, adenovirus y el virus coxsackie.

Si un niño ha tenido crup antes, éste tiende a repetirse con ocasión de un resfriado. Tras la edad de 4-5 años, la gravedad de los síntomas disminuye.

Puede existir, además, un componente alérgico ligado al virus parainfluenza .

Saber más

Vea en nuestra sección 'Los niños' las enfermedades más comunes de la infancia.

¿Sabe de salud infantil?

Averígüelo haciendo nuestro test.

¿Cuáles son los signos del crup?
  • Una tos característicamente quebrada, perruna, áspera
  • Ronquera y dificultad para respirar
  • Los síntomas se dan con frecuencia durante la noche, cuando el niño ha estado acostado durante un par de horas.
  • Fiebre.
¿Ante qué se debe estar especialmente alerta?
  • Si el niño comienza a estar más cansado.
  • Si tiene dificultad respiratoria.
  • Si presenta la piel azulada en los labios, alrededor de la boca, la nariz o las uñas.
¿Qué se puede hacer?
  • Calmar al niño lo más posible.
  • Mantenga la calma uno mismo. Si se presentan signos de inquietud y ansiedad, el niño se alterará aún más.
  • Siente al niño erguido, lo que le hará respirar con más facilidad.
  • El inhalar vapor puede disminuir los síntomas (para crear vapor, pruebe a sentarse en el baño con el grifo de agua caliente abierto).
  • Evite comidas pesadas, ya que el toser puede provocar el vómito.
  • Estimule al niño a beber mucho líquido.
  • Si el niño tiene fiebre, debería llevar la menor ropa posible y no ponerlo en la cama con muchas mantas.
¿Cómo establece el médico el diagnóstico?

El diagnóstico se realiza sobre la base de los síntomas de la enfermedad. Si el doctor quisiera saber qué microorganismo ha causado la enfermedad, puede tomar un poco de moco de la garganta con una torunda para su posterior examen. Quizá juzgue necesario realizar una radiografía.

Evolución de la enfermedad

El crup habitualmente se cura sin problemas en 3-4 días. Sin embargo, la tos puede permanecer más tiempo. La enfermedad normalmente se tolera peor por la noche, cuando el niño está tumbado.

Complicaciones adicionales causadas por el crup:

  • Problemas graves de respiración y falta de oxígeno.
  • Bloqueo de la vía aérea (obstrucción). Esto ocurre muy raramente, pero pone en peligro la vida del niño.
¿Cómo se trata el crup?

Como la enfermedad es una infección por un virus, no puede ser tratada con antibióticos.

Los casos graves de crup necesitan ingreso en el hospital, donde se suministrará oxígeno al paciente, adrenalina y un tratamiento inhalatorio, así como con corticosteroides.

Dra. Hanne Korsholm, médico general; Dr. Dan Rutherford, médico general