09 MARZO 2010

Insuficiencia cardiaca

Dibujo de un corazón

Última revisión: 2010-03-09 por Dra. Montserrat Vilaseca Corbera

¿Qué es la insuficiencia cardiaca?

La insuficiencia cardiaca es un trastorno en el cual el corazón pierde su capacidad para bombear eficazmente la sangre a través del organismo. El oxígeno y las sustancias nutrientes de la sangre aportan al cuerpo la energía necesaria para que funcione eficazmente. La insuficiencia cardiaca puede afectar al lado izquierdo del corazón, al lado derecho, o a ambos. Cuando existe una insuficiencia cardiaca del lado izquierdo (insuficiencia cardiaca izquierda), se acumula líquido entre las células de los pulmones, debido a la congestión del sistema venoso pulmonar.

Cuando se trata de una insuficiencia del lado derecho del corazón (insuficiencia cardiaca derecha), aumenta la presión venosa del organismo, y el líquido se acumula en los tejidos de las extremidades inferiores y en los órganos abdominales (entre éstos, el hígado es el órgano más comúnmente afectado).

A menudo, la insuficiencia cardiaca izquierda origina una insuficiencia del lado derecho, lo que produce una insuficiencia de ambos ventrículos, o biventricular.

¿Qué origen tiene la insuficiencia cardiaca?

La insuficiencia cardiaca puede deberse a diferentes enfermedades y procesos, y se presenta como una enfermedad aguda, de inicio súbito, o bien se manifiesta de forma prolongada o crónica.

  • Cardiopatía isquémica: la insuficiencia cardiaca, en este caso, se debe a la lesión del músculo cardiaco, y está producida por la falta de circulación en las arterias coronarias; falta, a su vez, producida por su obstrucción por un coágulo. Por ejemplo, tras un infarto agudo de miocardio.
  • Hipertensión: presión sanguínea elevada.
  • Enfermedades de las válvulas cardiacas.
  • Miocardiopatía: enfermedad crónica del músculo cardiaco.
  • Cardiopatías congénitas
  • Trastornos endocrinos, entre los que figuran tanto el aumento como la disminución del metabolismo, debidos a una alteración de la función de la glándula tiroides (poco frecuente).
  • Anemia grave (poco frecuente).
  • Infecciones víricas y ciertos tratamientos utilizados para el cáncer.
  • En algunos casos de insuficiencia cardiaca, especialmente en la debida a miocardiopatía con dilatación del corazón, no se logra hallar la causa pese a un estudio exhaustivo.
De interés

Le recomendamos la lectura de algunos artículos relacionados:

Consultas al médico

Vea en nuestra sección 'Pregunte al médico' numerosas consultas de nuestros usuarios. (Ver Corazón, Sangre y Circulación')

¡Deje ya de fumar!

con NetDoctor. Entre en StayQuit, el programa definitivo para dejar de fumar.

Insuficiencia cardiaca izquierda
  • Dificultad respiratoria (denominada disnea), junto con una limitación de la capacidad para el ejercicio físico
  • En los casos de menor gravedad, la dificultad respiratoria sólo se produce ante el esfuerzo físico.
  • Puede aparecer una tos prolongada, especialmente ante el esfuerzo.
  • Puede dificultar el descanso nocturno, debido a que la dificultad para respirar aparece estando tumbado.
  • Fatiga
Insuficiencia cardiaca derecha
  • Aumento del perímetro de los tobillos y las piernas por el líquido acumulado en sus tejidos (edema).
  • El edema puede originar una sequedad de la piel en los tobillos a consecuencia de la presión que existe en el interior de los tejidos. Si se mantiene de forma prolongada, puede aparecer una pigmentación de la piel de las piernas, con fragilidad, e incluso, ulceraciones (úlceras venosas).
  • La acumulación de líquidos en los órganos abdominales es especialmente notable en el hígado, que se congestiona y aumenta de tamaño. También puede producirse un aumento del perímetro del abdomen.
¿Cuáles son los síntomas de la insuficiencia cardiaca? ¿Cómo diagnostica el médico la insuficiencia cardiaca?

El diagnóstico consiste en el estudio de los síntomas junto con un examen físico, que tendrá en consideración la presencia de un aumento de la frecuencia cardiaca, la auscultación de soplos cardiacos anómalos, la detección de edemas en la zona inferior de las piernas, los signos de congestión pulmonar, de distensión de las venas del cuello y de crecimiento hepático.

Para determinar el grado de insuficiencia cardiaca, se practica una radiografía de tórax. El electrocardiograma (ECG), permite detectar anomalías como las debidas a déficits circulatorios coronarios, por ejemplo infartos antiguos que pudieran contribuir al desarrollo de la insuficiencia cardiaca.

Habitualmente, se toman muestras de sangre para descartar alteraciones metabólicas y comprobar cómo funciona el riñón.

Descubrir el origen de la insuficiencia cardiaca puede precisar estudios más profundos, entre los que pueden figurar:

  • Un estudio ecográfico del corazón (ecocardiografía)
  • Una prueba de esfuerzo
  • Nuevas muestras de sangre, para el estudio de causas metabólicas de la insuficiencia cardiaca, e incluso, marcadores de infecciones víricas recientes
  • Un cateterismo cardiaco, para constatar el estado de los vasos coronarios; en algunos casos, con la opción de practicar una biopsia del músculo cardiaco, o miocardio, cuando se sospeche una miocardiopatía.
  • Pruebas isotópicas (gammagrafía cardiaca)
  • Resonancia magnética
Posibilidades de deterioro

La insuficiencia cardiaca izquierda puede dar lugar a:

La insuficiencia cardiaca derecha puede dar lugar a:

  • Aumento progresivo de la dificultad para moverse
  • Dificultad respiratoria, incluso en reposo o en la cama (lo que se conoce como ortopnea)
  • Dificultad respiratoria súbita nocturna que obliga a levantarse (disnea paroxística nocturna)
  • Tos con expectoración sanguinolenta (edema pulmonar)
Posibilidades de deterioro posterior
  • La insuficiencia cardiaca a menudo es progresiva, con lo que existe la posibilidad de deterioro gradual.
  • Sin embargo, el tratamiento a menudo retrasa la progresión de la enfermedad e incrementa sustancialmente la calidad de vida de los pacientes.
¿Qué puede hacer el médico?
  • Tratar toda causa obvia de insuficiencia cardiaca.
  • Ofrecer asesoramiento en cuanto a factores de riesgo como: el tabaquismo, el tipo de dieta, el sobrepeso y la hipertensión.
  • Remitir al paciente a posteriores exámenes, para identificar la causa de la insuficiencia cardiaca.
  • Investigar si la insuficiencia cardiaca tiene como opción terapéutica la intervención quirúrgica (revascularización coronaria mediante by-pass, si bien en algunos casos esta revascularización puede lograrse sin cirugía) o el recambio de válvulas cardiacas deterioradas.
  • Prescribir medicación.
  • Concertar regularmente visitas de seguimiento, para comprobar cómo evoluciona el paciente.
Diuréticos

Estos agentes son de ayuda para expulsar el exceso de líquido y las sales, a fin de reducir la sobrecarga que sufre el corazón y los vasos sanguíneos. El paciente puede precisar suplementos de potasio, debido a que algunos diuréticos causan pérdidas de este elemento.

Agentes que aumentan la función cardiaca

Por ejemplo, digoxina, agente con propiedades para lograr una contracción cardiaca más eficaz.

Inhibidores de la enzima conversora de la angiotensina (IECAs)

Actúan impidiendo la formación de una hormona que tiene la capacidad de causar una contracción de los vasos (tienen una acción vasodilatadora). Esto permite que el corazón pueda bombear la sangre a menor presión.

Antagonistas del receptor de la Angiotensina II

También son fármacos con acción vasodilatadora, aunque, con un mecanismo ligeramente diferente de los IECAs. Se emplean en caso de que el paciente presente reacciones adversas al tomar IECAs.

Nitratos (nitritos)

Incrementan la capacidad venosa, reducen la resistencia en la circulación y también dilatan las arterias coronarias.

Betabloqueantes

Reducen los efectos nocivos producidos por la respuesta excesiva del sistema nervioso autónomo como respuesta a la insuficiencia cardiaca.

Trasplante cardiaco

En casos de insuficiencia cardiaca grave, cuando han fracasado todas las posibilidades terapéuticas y en casos con una esperanza de vida limitada a aproximadamente 2 años, si se cumplen los criterios de admisión al programa de trasplante, éste puede ser la única opción de tratamiento.

Tratamiento médico ¿Qué puede hacerse para evitar la insuficiencia cardiaca debida a una enfermedad coronaria?

Si sufre una enfermedad que pueda ocasionar una insuficiencia cardiaca, como la hipertensión, es importante que ésta se compense cuanto antes para reducir el riesgo de desarrollarla.

Si sufre cualquiera de los síntomas arriba mencionados, póngase en contacto con su médico.

  • Deje de fumar.
  • Evite comer en exceso.
  • Haga ejercicio de forma regular.
  • Siga una dieta saludable y con bajo contenido en grasas.

Dra. Sabine Gill, especialista en Cardiología; Dr. Steen Dalby Kristensen, especialista en Cardiología; Dr. Neal Uren, especialista en Cardiología; Dr. Patrick Davey, especialista en Cardiología; Dr. Reginal Odbert, médico general

Ipad



Horóscopo

HELLO! TV

HELLO! TV

No te pierdas los mejores videos en HELLO! TV Online